10 Características de la
Administración

Te explicamos qué es la administración, su historia, objetivos y posibles enfoques. Además, administración pública y de empresas.

administracion
Su objetivo es obtener los mayores beneficios posibles de la organización.

¿Qué es la administración?

La administración es una ciencia social que estudia las organizaciones humanas: su fundación, estructuración y las técnicas y procedimientos disponibles para su planificación, organización, dirección y el control de sus recursos. Su objetivo es obtener los mayores beneficios posibles de la organización.

La administración puede ser definida desde diversas perspectivas, cada una contemplándola de un modo específico. Pero en líneas generales se espera de ella un análisis organizacional de diversos grupos sociales, teniendo un enfoque determinado hacia un objetivo concreto, apuntando a cierto margen de eficacia y de rendimiento o productividad.

En síntesis, se espera de la administración un uso eficiente de diversos métodos útiles para maximizar los recursos y los resultados.

Ver también: Administrador

Características de la administración

  1. Historia

La palabra administración viene del latín minister, traducible como “hacia la subordinación” o “hacia el control”.

Es decir ya desde tiempos antiguos, existía la necesidad de coordinar las actividades de las comunidades humanas.

En la Antigua China también se tenía alguna noción de ello, como puede observarse en las “Reglas” de Confucio.

Allí se expresan preocupaciones respecto a la mejor manera de repartir los recursos y coordinar los esfuerzos de trabajo en sociedad.

No obstante, empezó a estudiarse como disciplina formal en el siglo XVIII. El reciente inicio de la Revolución Industrial hizo nacer las grandes empresas, que requerían un conocimiento especializado para su gestión.

Los primeros postulados de la Teoría de la administración aparecieron en el siglo XIX. La necesidad de conocer y transmitir estos postulados se manifiesta en el hecho de que en 1881 se inició el primer curso terciario de administración, a cargo de Joseph Wharton.

Ampliar: Historia de la Administración

  1. Definiciones

Algunas definiciones clásicas de la administración, provenientes de diversos autores, son:

  • “La dirección de un organismo social y su efectividad en alcanzar objetivos, fundada en la habilidad de conducir a sus integrantes” (Koontz y O’Donnell).
  • “La administración consiste en lograr que se hagan las cosas mediante otras personas” (George R. Terry).
  • “La administración es un proceso social que lleva consigo la responsabilidad de planear y regular en forma eficiente las operaciones de una empresa, para lograr un propósito dado” (E.F.L. Brech).
  • “Administrar es prever, organizar, mandar, coordinar y controlar” (Henry Fayol).
  • “Una técnica por medio de la cual se determinan, clarifican y realizan los propósitos y objetivos de un grupo humano particular” (Peterson & Plowman).
  1. Objetivos

La administración tiene cuatro objetivos principales, que componen el llamado proceso administrativo:

  • Planificación. La estructuración ideal o conceptual de los elementos que componen la organización, tomando en cuenta la misión a cumplir y una visión específica del futuro de la empresa u organización.
  • Organización. La coordinación y sincronización de los engranajes de la empresa u organización, estableciendo sus tareas y secuencias de realización del mejor modo posible.
  • Dirección. Se trata de las labores necesarias para la conducción y el liderazgo de la organización, tomando en cuenta aspectos tácticos, operativos y/o estratégicos.
  • Control. Consiste en la posibilidad de diagnosticar el funcionamiento de la organización y de retroalimentar esa información al sistema, para así resolver de la mejor forma sus necesidades de funcionamiento y dirigirla hacia el objetivo.
  1. Tipos de administración

Según las áreas funcionales de una empresa u organización a las que se dedican, podemos detallar cuatro grandes áreas de administración:

  • Administración financiera o finanzas corporativas, que se avoca a la gestión de los capitales y el eventual aumento de las riquezas de los accionistas y del capital patrimonial de la organización.
  • Administración comercial o mercadotecnia, también conocido como marketing, centrado en las operaciones comerciales de la empresa u organización.
  • Administración de procesos u operaciones, cuyo eje fundamental son los distintos mecanismos productivos o funcionales de la empresa.
  • Administración de recursos humanos, centrada en los trabajadores y empleados, en el régimen jerárquico entre ellos y otros aspectos humanos y sociales de la empresa.

También es posible hallar departamentos hiperespecializados como la administración de tecnologías de la información, de organización y método, de investigación operativa, de gestión del conocimiento, de gestión de riesgos, etc.

  1. ¿Qué hace un administrador?

Los administradores desempeñan un rol diverso e imprescindible en la conducción de las organizaciones. Se ocupan al mismo tiempo de la evaluación y de lectura del desempeño de las distintas partes de la organización.

Una vez que obtienen información relevante y especializada, a partir de ella definen las estrategias más convenientes para la dirección de las áreas de la organización. De cierta forma, se trata de evaluadores y conductores de las empresas y sociedades.

Su compromiso apunta siempre ala obtención del mayor rendimiento posible. Por eso son tan necesarios en las empresas, las instituciones públicas, las organizaciones no gubernamentales y otras formas de sociedad humana.

  1. ¿Por qué es importante?

El mejoramiento es la premisa fundamental de toda administración. Por eso su objetivo es lograr métodos más eficaces y más beneficiosos que los empleados en el momento por una organización.

Los administradores juegan un rol importantísimo en el cumplimiento de los objetivos humanos, ya sean la construcción, la generación de riquezas o simplemente la organización de un colectivo en torno a un objetivo común. La administración es una ciencia social indispensable para la vida en sociedad.

  1. Administración pública

administracion publica
Administración pública: incluye todos los servicios estatales, como los bomberos.

La administración pública es una forma de ejercicio administrativo que se dedica a la gestión de los recursos del Estado y de aquellas organizaciones de personería jurídica que constituyen parte del patrimonio estatal. Es decir, la gestión de lo público.

La administración pública sirve de contacto entre la ciudadanía y el poder político, o la burocracia estatal. Por ello es siempre regulada por instancias legislativas o ejecutivas del propio poder público.

Dentro de ella se encuentran todos los trabajadores de las empresas públicas, independientemente de posición o de cargo. También incluye a docentes del cuerpo público educativo, bomberos, funcionarios de policía, de las fuerzas armadas, de la salud pública, del servicio postal, de los parques nacionales, etc.

Ampliar: Administración pública

  1. Administración de empresas

La administración de empresas no es más que el ejercicio privado de la administración. Es decir que aplica los saberes teóricos de conducción de organizaciones a empresas y negocios de particulares.

Requiere en principio entender las necesidades financieras, humanas y capitales de la empresa. También debe tener en cuenta el modelo de gestión empleado (la “arquitectura de negocios”) y sus posibilidades de liderazgo o toma de decisiones.

La administración de empresas es una de las actividades profesionales de mayor demanda en el mundo actual. Esto se debe a que el sector corporativo representa un segmento enorme del trabajo disponible y es una de las más usuales fuentes de riqueza global.

  1. Enfoques posibles

La teoría administrativa se ha construido en torno a diversas aproximaciones académicas, como son:

  • El enfoque clásico. Desarrollado en los Estados Unidos, en el marco de la creación de la Escuela Clásica de Administración, intenta establecer a la administración ciertos preceptos universales. Se divide en tres corrientes principales: la Escuela de administración científica, la Escuela de administración clásica y la Escuela empirológica de Ernest Dale.
  • El enfoque humanístico. Este enfoque produjo una verdadera revolución conceptual en la administración, poniendo el énfasis (antes dedicado a los procesos), a las personas que componen la organización, preocupándose así más por el ser humano que por la funcionalidad de la máquina.
  • La escuela sistémica. Aplica a la administración conceptos de la matemática, la cibernética y la teoría de sistemas, centrando su atención en las relaciones entre las partes de una organización en lugar de en las partes por separado.
  1. Ciencias asociadas

La administración recurre a diversas teorías y herramientas que provienen de otras disciplinas. Entre ellas se encuentran la contabilidad, la economía, el derecho, la psicología, la sociología, las matemáticas, la estadística y la geografía, entre otras.

Referencias:

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Administración". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/administracion-2/