10 Características de la Antártida

Te explicamos todo sobre la Antártida, el continente más frío y seco de todos, y cuáles son sus características principales.

paisaje de la antartida
En la Antártida las temperaturas pueden alcanzar los -93 °C. 

¿Qué es la Antártida?

La Antártida, también conocida como el sexto continente, es una masa terrestre de forma semicircular y de unos 45.000 kilómetros de diámetro, ubicada en el globo terráqueo por debajo del paralelo 60° Sur.

Es el continente más frío, seco y alto de todos y es también en donde se encuentra ubicado el Polo Sur, el lugar más austral posible del planeta y el que tiene las menores temperaturas registradas.

Comúnmente se incluyen como parte de la Antártida a las Islas Georgias del Sur, Sandwich del Sur, el archipiélago de Kerguelen y las islas Bouvet, Heard y McDonald, todas circundantes a la plataforma polar. Ésta a su vez se divide en la Antártida Occidental o Antártida Menor, significativamente más pequeña en proporciones, y la Antártida Oriental o Antártida Mayor, que abarca el resto del continente.

Características de la Antártida

  1. Superficie variable

Recubierta de un manto de hielo, la superficie total de la Antártida varía según la temporada. En verano decrece hasta los 14 millones de kilómetros cuadrados en total, mientras que en invierno el mar se congela y la superficie total sube a 30 millones de kilómetros cuadrados, a medida que el hielo avanza sobre el Océano Glaciar Antártico.

  1. Clima polar

El sistema climático de la Antártida no es nada amable. La temperatura promedio durante el mes más cálido no supera los 0 °C, el punto de congelación del agua. En los meses de invierno se registra una media de -17 °C, si bien hay zonas elevadas en donde es posible alcanzar los -93 °C.

Relacionado: 10 Características del Clima Polar

  1. Flora y Fauna

pinguinos en la antartida

No hay mucha vida en la región de la Antártida, como no sea en las costas y las islas circundantes.

La flora se reduce a tipos variados de hongos, musgos y líquenes, excepto por un par de especies de plantas autóctonas de las islas, que a lo sumo florecen un par de semanas en verano.

Respecto a la fauna, el paisaje es escaso en el continente, pero abundante en las aguas apenas por encima del punto de congelación. Medusas gigantes, anémonas y crustáceos son usuales, así como pingüinos, focas y cormoranes que se alimentan de peces resistentes al frío, como el bacalao antártico, capaz de producir sustancias anticongelantes en su tejido. También suelen verse krákenes (calamares gigantes) y la majestuosa ballena azul.

  1. Recursos minerales

Protegidos por el hielo, numerosos minerales duermen en la Antártida: yacimientos carboníferos descomunales y grandes reservas de hierro, además de antimonio, cromo, oro, molibdeno, uranio, petróleo y diamantes.

Pero las arduas condiciones climáticas y las dificultades marítimas de comercio han hecho inviable su extracción sostenida. A eso se suma, además, los enormes riesgos ambientales que dicha operación económica entrañaría.

  1. Largos días y noches

Otra particularidad del clima de la Antártida son sus días y noches de seis meses de duración, debidos a la inclinación de la Tierra sobre su eje al rotar, escondiendo del sol su extremo austral durante seis meses y luego exponiéndolo por otros tantos.

Así, durante el solsticio de verano en la Antártida hay luz solar durante las 24 horas del día, dando origen a las llamadas “noches blancas”, mientras que en el solsticio de invierno hay días en que no aparece en absoluto.

  1. La mayor reserva de agua del planeta

Se estima que en el inmenso casquete polar de la Antártida esté contenido un 80% del agua dulce del planeta. Si todo ese hielo se derritiera, el agua del mundo subiría su nivel unos 60 metros.

  1. Un gran desierto congelado

La Antártida es un lugar brutalmente árido. De hecho, se trata del lugar más seco del mundo, un desierto nival que cubre 90% del continente y en el que no parece haber mayores señales de vida. Esto debido a sus escasísimas precipitaciones (apenas una media de 166 mm anuales) ni en forma líquida ni tampoco de nieve.

  1. Capa de hielo

La mayoría de la superficie terrestre de la Antártida está cubierta por una densa capa de hielo o indlandsis (término danés para el desierto polar), que tiene un grosor promedio de 2.500 metros aunque en ocasiones puede elevarse hasta por encima de los 4.000. Se ha estimado su volumen total en unos 20 millones de kilómetros cúbicos.

  1. Bases internacionales

Existe un buen número de bases internacionales en el continente, algunas instaladas de modo permanente y otras solamente durante el verano. En el invierno de 2014 se contabilizaban 40 bases de 20 naciones distintas, y el siguiente verano otras diez naciones se sumaron. Se trata, ante todo, de enclaves científicos y de exploración con muy poco personal en sus instalaciones.

  1. Reclamaciones internacionales

El territorio actual de la Antártida se reparte entre siete naciones interesadas, a pesar de que dicho reparto no cuente con la venia de ninguna organización internacional. Argentina, Australia, Chile, Francia, Noruega, Nueva Zelanda y el Reino Unido se disputan actualmente la soberanía del continente austral.


Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "10 Características de la Antártida". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/antartida/