10 Características de la
Cerveza

Te explicamos qué es la cerveza, cuáles son sus ingredientes, cómo es su elaboración, tipos de cerveza y características principales.

Cerveza
A diferencia de otras bebidas alcohólicas, la cerveza no se obtiene a partir de la destilación.

¿Qué es la cerveza?

La cerveza es una bebida alcohólica fabricada a partir de la fermentación de cebada u otros cereales y aromatizada con lúpulo u otras plantas.

A diferencia de otras bebidas alcohólicas, no se obtiene a partir de la destilación. Debido a todas las posibilidades de fabricación durante la fermentación y aromatización, existe una amplia gama de tipos de cerveza y cada fabricante puede agregarle una característica personal.

Su origen se remonta a 4.000 años a.C. y su consumo se extendía desde Oriente Medio hasta la costa este del Mediterráneo. Se difundió por Europa desde el siglo XIV.

Características de la cerveza

  1. Elaboración

La elaboración de la cerveza se produce en una serie de etapas que no son intercambiables:

  • Mezcla de grano. Los granos de cereales elegidos (principalmente cebada) que van a convertirse en malta se mezclan en la proporción indicada por cada receta, dependiendo del color y la transparencia que se quiera obtener.
  • Maceración. El grano se sumerge en el agua a una temperatura de 67 grados. Luego se hace pasar la mezcla por diversas temperaturas. En cada temperatura elegida se activará una enzima. De esta manera se produce la malta. Una vez que todas las enzimas han sido activadas, son destruidas llevando la mezcla a una temperatura de 82 grados.
  • Filtrado. Permite retirar el grano para dejar disponible solo el líquido que, gracias a la maceración, contiene todos los elementos del grano que son necesarios para la cerveza. Este líquido se denomina mosto.
  • Cocción y adiciones. El mosto es cocido durante un período variable, que puede ser tan breve como 15 minutos o tan largo como dos horas. El objetivo es destruir cualquier microorganismo indeseado y también controlar el pH del líquido. Durante la cocción se introducen lúpulos.
  • Refrigeración. Se realiza inmediatamente después de la cocción para evitar la contaminación por nuevos microorganimos.
  • Fermentación. Al mosto cocido se le agrega levadura, que comienza a reproducirse con rapidez gracias al oxígeno que encuentra en él. Cuando el oxígeno se agota, la levadura consume azúcar, que se transforma en alcohol y en anhídrido carbónico (CO2). La fermentación dura entre una y tres semanas. Las cervezas de baja fermentación (lager) solo tienen una fermentación. Otras cervezas son envasadas con una nueva adición de levadura y azúcar, causando una segunda fermentación, que hace que la cerveza sea efervescente.
  • Maduración. La segunda fermentación puede realizarse en ambientes controlados, en un período de entre dos semanas a tres años.
  • Pasteurización. Las cervezas industriales son filtradas después de la primera fermentación, pasteurizadas y envasadas. Para lograr su efervescencia se les agrega CO2.
  1. Cereales

Además de la cebada, pueden ser utilizados diferentes cereales en estado crudo, cocido o malteado.

Malta. Son los cereales luego de haber pasado por el proceso de maceración. Luego de la maceración la malta se tuesta. Si el tostado es leve se logra una malta clara que tendrá como resultado una cerveza llamada lager o pale.

Cuanto mayor sea la temperatura del horno, más oscura será la malta. Del grado de tostado depende el color final de la cerveza. La cebada siempre debe pasar por el proceso de malteado, pero otros cereales pueden tostarse crudos.

  1. Aditivos aromáticos

Ingredientes de la cerveza
Lúpulo, frutas, planas y especias son algunos de los ingredientes que permiten su variedad.
  • Lúpulo. Se utiliza para equilibrar el dulzor de la malta y puede ser amargo, aromático o mixto (que tiene ambas características).
  • Frutas. Se agrega durante la preparación de la cerveza antes de la fermentación.
  • Plantas. Además del lúpulo se puede agregar castaña, romero, cáñamo, etc.
  • Especias y otros. Pueden agregarse especias como pimienta o jengibre pero también otros comestibles como miel o vino.
  1. Otros ingredientes

  • Agua. Constituye entre el 85 y 92%, por lo que afecta significativamente el resultado final, dependiendo de sus niveles de mineralización.
  • Levadura. Es el ingrediente indispensable para la fermentación. Puede ser levadura de alta fermentación (obteniendo ales) o baja fermentación (obteniendo lager).
  1. Conservación

Conservación de cerveza
Gracias a la pasteurización, la cerveza puede guardarse durante seis meses en botellas.

La calidad de la cerveza luego de estar envasada puede ser afectada por elementos del ambiente en los que está almacenada.

La pasteurización permite que tenga un período de vida útil extendido de dos meses en barriles y de seis meses en botellas y latas.

Sin embargo, el producto puede verse dañado prematuramente por la exposición a la luz, al agua, a la temperatura o a olores fuertes en el lugar donde es almacenado.

  1. Graduación alcohólica

Las cervezas tienen una variedad de contenido de alcohol: desde 2,5% las más ligeras, 4,8 la lager comercial, hasta el máximo mundial de 67,5%, que no es habitual en este tipo de bebidas.

  1. Color

Colores de la cerveza
El tostado de la malta y el tipo de levadura inciden en el color de la cerveza.

Su color está determinado por la materia prima y por el tostado de la malta. El tipo de levadura utilizado también puede intervenir en el color final de la cerveza.

  1. Espuma

Espuma de cerveza
El gas carbónico y las proteínas provocan su espuma tan característica.

Depende del gas carbónico que contenga la cerveza al momento de servirla, así como de las proteínas que conserve al final del proceso de elaboración.

  1. Brillo y transparencia

La cerveza no debe ser turbia, ya que esa característica señala problemas en el proceso de filtración, alguna contaminación de microorganismos u oxígeno, o bien la pérdida de gas. Es decir que el aspecto de la cerveza debe ser brillante y transparente.

  1. Tipos de cerveza

Tipos de cerveza
Algunas de sus variedades más conocidas son ale, lager, trigo, porter y stout.

Si bien existe una amplia variedad de cervezas, por sus características, proceso de elaboración o ingredientes, aquí se enumeran los tipos más habituales:

  • Ale. Cervezas de fermentación alta. Esta fermentación tiene una duración de tres o cuatro días, pero también puede llegar a fermentar durante dos semanas. Se realiza en una temperatura de 25 grados. En general, se incluye en su elaboración una maduración posterior: maduración en caliente, maduración en frío o una segunda fermentación en barril o botella.
  • Lager. Cervezas de fermentación baja. Es una fermentación en frío, cercana a los 0 grados. Es la cerveza más común en la actualidad.
  • Trigo. También son de fermentación alta pero incluyen un importante porcentaje de trigo en su elaboración. Su característica es su acidez, además de que es refrescante y espumosa.
  • Porter y stout. Cervezas oscuras, debido al tostado. La Porter es menos amarga y de menor densidad y graduación alcohólica que la Stout.

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Cerveza". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/cerveza/