10 Características de los
Crustáceos

Te explicamos qué son los crustáceos, cómo se alimentan, reproducen y dónde viven. Además, diversos ejemplos y su importancia cultural.

crustaceos
Los crustáceos se caracterizan por su exoesqueleto articulado.

¿Qué son los crustáceos?

Se llama crustáceos a un grupo muy extenso de animales artrópodos e invertebrados, de hábitat fundamentalmente acuático. Están dotados de un exoesqueleto articulado compuesto de un carbonato llamado quitina. De allí proviene su nombre (del latín crusta, “costra” y aceum “relación o naturaleza”).

Los crustáceos pertenecen al phylum artrópoda, al igual que los insectos, arácnidos y miriápodos, con los cuales comparten muchos de sus rasgos físicos y evolutivos. Se distinguen de ellos porque pasan por una etapa de larva nauplio: un estado en que el cuerpo asume una forma de pera, con tres pares de apéndices cefálicos (anténulas, antenas y mandíbulas) y un único ojo.

En total, se conocen alrededor de 45.000 especies de crustáceos en todo el mundo. Existe tanta diversidad morfológica entre ellas, que resulta imposible englobarlas a todas en una misma y única definición.

Ver también: Reino Animal

Características de los crustáceos

  1. Origen de los crustáceos

Los primeros crustáceos del registro fósil aparecieron en el período cámbrico o cambriano, en la era paleozoica, hace unos 540 millones de años.

Dicho período se caracterizó por una verdadera explosión de la vida y proliferación de las especies, entre las que aparecieron los primeros artrópodos marinos.

Al igual que sus primos terrestres, el éxito evolutivo de los crustáceos tiene que ver por un lado con su cuerpo resistente pero ágil, articulado y capaz de movimientos precisos. Por otro lado, se debe a su sistema sensorial, que puede ir de uno solo a cientos de ojos diferentes.

  1. Clasificación de los crustáceos

La clasificación de los crustáceos siempre ha sido una tarea difícil para los zoólogos. Usualmente se reconocen seis clases distintas:

  • Brachiopoda. Especies pequeñas a medianas dotadas de apéndices en la región cefálica en forma de lámina. Habitan mayormente en agua dulce y se conocen unas 900 especies registradas.
  • Remipedia. Crustáceos ciegos de aguas profundas y saladas, típicos de las regiones intertropicales. Suelen ser de color blanco transparente, no poseen ojos y son hermafroditas.
  • Cephalocarida. Se trata de pequeños y simples crustáceos, de morfología muy similar a la de los crustáceos primitivos. Poseen un cuerpo largo, casi sin ojos, con muchos apéndices acumulados en el tórax divisible en ocho segmentos. Habitan en las zonas bentónicas del océano (el fondo de los mares).
  • Maxilopoda. Artrópodos de muy poco tamaño (los hay de 0,1 mm) y abdomen y apéndices reducidos. Hay una enorme diversidad de especies conocidas.
  • Ostracoda. Crustáceos pequeños y diversos (unas 13.000 especies conocidas) y de abundante presencia en el registro fósil, poseen un par de valvas calcáreas (de carbonato de calcio) en torno a su cuerpo, dentro de las cuales poseen un cuerpo típicamente crustáceo, con 4 pares de apéndices.
  • Malacostraca. El mayor y más abundante grupo de crustáceos conocido, con más de 42.000 especies registradas, entre las que están las más conocidas y comestibles. También se incluye aquí a las cochinillas y los crustáceos terrestres.
  1. Hábitat de los crustáceos

crustaceos habitat terrestre cochinilla
Las cochinillas de humedad se adaptaron a la vida en tierra firme.

El hábitat de los crustáceos es casi siempre acuático, ya sea submarino (agua salada) o en ríos y lagos (agua dulce). Es usual hallarlos en arrecifes coralinos, enterrados en la arena o incluso en el fondo de los océanos (la zona abisal).

Entre las formas de vida más diminutas del mar se encuentran pequeñísimos crustáceos. Junto al plancton, componen de base a toda la pirámide alimenticia.

Sólo algunas especies de crustáceos han logrado conquistar la vida en tierra firme, como las cochinillas de humedad (isópodos). Otros, en cambio, son anfibios, viviendo en la tierra pero acudiendo al agua para el desove.

  1. Alimentación de los crustáceos

Dependiendo de qué especie de crustáceo se trate, la alimentación puede oscilar entre la depredación, la simbiosis y la carroñería. Suelen cazar especies pequeñas de peces, moluscos y crustáceos más pequeños, pero también aprovechan los restos de cacería de los grandes depredadores del océano.

Un caso significativo es el de ciertos tipos de camarón o langostino que, en un pacto tácito con ciertos peces, admiten meterse en sus bocas y limpiar su dentadura. Así, se hacen cargo de la materia orgánica en descomposición y se benefician mutuamente de esta relación simbiótica.

  1. Reproducción de los crustáceos

crustaceos reproduccion
Algunas hembras adhieren los huevos al abdomen, donde el macho los fecunda.

Los crustáceos poseen dos sexos separados y se reproducen mediante fecundación externa de tipo ovípara: la hembra coloca los huevos en una bolsa o saco que adhiere a las rocas o a su propio vientre, y el macho luego los fecunda, rociándolos con su esperma.

Los crustáceos recién salidos del huevo deben mudar de caparazón varias veces a lo largo de su desarrollo. Así, pueden crecer hasta alcanzar la vida adulta y la madurez sexual.

  1. Anatomía de los crustáceos

El cuerpo de los crustáceos está cubierto de un caparazón de quitina que protege su interior blando y tierno. Además, otorga la dureza necesaria a sus apéndices (como pinzas o quelíceros). Su cuerpo está segmentado y se divide en varias partes:

  • Céfalon o cabeza. En ella se encuentra el protocerebro y los órganos sensoriales, usualmente dos pares de antenas, así como las mandíbulas y los ojos, que pueden ser un par o varios pares, dependiendo de la especie.
  • Tórax y pereion. En el tórax se hallan los apéndices del crustáceo, que pueden variar en número y función. Usualmente hay cuatro pares de patas, y otro par con una función secundaria, como pinzas o apéndices no dedicados a la locomoción.
  • Abdomen o pleon. La parte baja del crustáceo, la más blanda y usualmente la menos expuesta, al ser la más vulnerable, suelen tener forma de pala para ayudar al animal a nadar, o bien ser muy pequeños (casi ausentes) y servir apenas para funciones excretoras y reproductivas.

Debe tomarse en cuenta la enorme diversidad de formas de los crustáceos, que permite excepciones a muchas de las normas morfológicas que detallamos.

  1. Respiración de los crustáceos

Siendo en su mayoría marinos, la mayor parte de los crustáceos respiran a través de branquias, de modo semejante a otras especies adaptadas a la vida en el agua. Incluso aquellas especies cuya vida transcurre en la tierra requieren del agua para el desove.

El crecimiento de las crías también se desarrolla en el agua donde, antes de iniciar su vida adulta, atraviesan numerosas fases larvarias durante las cuales existe respiración branquial. En las especies terrestres, luego es reemplazada por la pulmonar.

  1. Crustáceos en la cultura

crustaceos cultura cancer constelacion
La constelación de Cáncer está representada por un cangrejo.

Muchos crustáceos forman parte de la dieta de las poblaciones humanas costeras, especialmente los cangrejos (de los cuales hay una gigantesca variedad), los camarones, langostinos y en particular la langosta, cuya carne blanca es tenida por una exquisitez internacional. Se les tiene, junto a los moluscos, por alimentos afrodisíacos.

Algunos crustáceos como el cangrejo han llamado la atención del hombre, en especial por su caminar particular (de lado o hacia atrás); tanto así que las culturas grecorromanas inmortalizaron al cangrejo entre sus constelaciones zodiacales (el signo cáncer).

  1. Importancia de los crustáceos

Los crustáceos representan un enorme éxito evolutivo dentro del phylum artrópoda, y junto a los insectos se reparten el mundo, siendo los seres vivos más numerosos y abundantes en todo el mundo submarino.

Los artrópodos constituyen la base alimenticia de prácticamente todo el ecosistema marino, así como importantes detritófagos (descomponedores).

  1. Ejemplos de crustáceos

crustaceos ejemplo
Entre los crustáceos se encuentran las bellotas de mar, que se fijan a las rocas.

Algunos ejemplos populares de crustáceos implican los cangrejos, los cangrejos ermitaños, las centollas, las langostas, los langostinos y los camarones. También las cochinillas de humedad, que viven en tierra; o los percebes y las bellotas de mar, que viven fijas a las rocas.

Referencias:

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Crustáceos". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/crustaceos/