10 Características de la
Demanda

Te explicamos qué es la demanda, qué factores la determinan, qué tipos de demanda existen y cuáles son sus características principales.

Demanda-grafico-min
La demanda es el total de bienes o servicios que pueden ser consumidos. 

¿Qué es la demanda?

En materia económica, se define la demanda como el total de los bienes y/o servicios que pueden ser consumidos por uno o más consumidores de un mercado, a los distintos precios en que estos bienes sean ofertados. Es también la acción de compra que ejercen los consumidores cuando buscan satisfacer sus necesidades mediante los bienes disponibles en el mercado (oferta).

La demanda forma parte de uno de los dos términos de la famosa “ley de la oferta y la demanda”, según la cual se rige el sistema de asignación de precios de un mercado determinado, en el que existen productores que ofrecen bienes y servicios, y consumidores deseosos de obtenerlos.

Estas leyes están determinadas por una relación de mutua afectación entre la oferta y la demanda, que también se conoce como las “leyes del mercado” o la “mano invisible del mercado”. En cualquier análisis económico de un mercado específico, la demanda es considerada como uno de los factores iniciales para el entendimiento de las dinámicas comerciales que lo integran.

Puede servirte: Economía de mercadoMercado de competencia perfecta

Características de la demanda

  1. Ley de la demanda

La ley de la demanda establece una relación negativa entre la magnitud de la demanda de un bien y el precio que éste recibe en el mercado. Así, mientras más cueste un bien o un servicio, menor tenderá a ser su demanda; y por las mismas razones a medida que un bien o servicio sea altamente demandado, su precio tenderá a elevarse.

Por ejemplo, si existe una gran demanda de artículos de invierno, éstos subirán de precio; mientras que en verano, al caer la demanda, los precios bajarán.

  1. Tipos de demanda

El estudio de la demanda supone diversas formas de clasificarla:

  • Demanda agregada. Compuesta por consumos e inversiones globales, representa el total del gasto de una economía durante un período específico de tiempo.
  • Demanda derivada. Consecuencia de otro tipo de demanda, o de las condiciones en que ésta se produzca.
  • Demanda interna. Suma del consumo en los sectores públicos y privados de un mismo país.
  • Demanda exterior. Necesidad de bienes de un país que proviene del mercado internacional o de otro país diferente.
  • Demanda de mercado. También llamada demanda total, representa la totalidad de los bienes que puede consumir un mercado en sus diversas manifestaciones.
  • Sobredemanda. Exceso de demanda de un bien o servicio que provoca una congestión o incapacidad de satisfacerla en su totalidad.

Ver además: Bienes de consumo

  1. Elasticidad de la demanda

La demanda es elástica, es decir, no es continua y uniforme sino que cambia en el tiempo. Así, podemos hablar de una demanda elástica y otra inelástica, conforme al cálculo expresado en términos absolutos de la fórmula específica de la elasticidad: Ƞp = Δ%QD ÷ Δ%P, donde QD es la cantidad demandada y P el precio del producto.

La demanda elástica es aquella que puede responder ante una variación de precio, mientras que la inelástica responde muy poco a estas variaciones.

  1. Factores que determinan la demanda

Demanda-min
La demanda está determinada por el mercado, la estacionalidad y la tendencia.

La demanda de un bien o servicio está determinada por:

  • Condiciones puntuales del mercado. Como el gusto, la cultura, las condiciones humanas no atribuibles a las leyes del mercado sino a los hábitos de la gente.
  • Estacionalidad. La demanda se modifica frente a condiciones ambientales cíclicas o eventuales como las estaciones del año, las épocas de sequía o lluvia, etc.
  • La tendencia. Los patrones de consumo siguen tendencias, es decir, patrones de consumo derivados del interés en el mercado o de hábitos de consumo que se reproducen a sí mismos y que pueden ser estudiados e incluso predichos.
  1. Variaciones de la demanda

La demanda podrá variar conforme a sus leyes internas y a las condiciones externas, de acuerdo a dos modelos distintos de variación:

  • Variación aleatoria. Determinada por factores impredecibles como eventos fortuitos, incidencia de promotores del mercado (estrellas de la farándula, etc.) y otros comportamientos atípicos.
  • Variación cíclica. Se llama así a la demanda predecible ya que obedece a los ciclos recurrentes del mercado, determinados por su propia naturaleza de consumo o por factores externos (climáticos, ambientales) constantes a los que es posible adelantarse.
  1. Demandantes y oferentes

Demanda-pagar-min
Demandantes y oferentes componen el mercado. 

En economía se llama “demandantes” a los consumidores, quienes requieren bienes o servicios de un mercado; y “oferentes” a quienes, justamente, ofrecen dichos bienes y servicios para satisfacer sus demandas.

Estos dos actores componen el mercado, y el intercambio económico ocurre cuando ambos llegan a un acuerdo respecto al precio a pagar por disfrutar del bien o servicio.

En cambio, en la terminología jurídica se puede hablar de “oferentes” y “aceptantes”, para referirse a quienes proponen un negocio y quienes toman parte en él, respectivamente.

  1. Curva de la demanda

Las tendencias históricas de la demanda pueden y suelen representarse mediante gráficos, sobre todo curvas que permiten visualizar la tendencia al alza o a la baja del consumo y por ende de la demanda de un bien o sector determinado.

Estos gráficos son usuales en el estudio de los nichos de mercado y permiten planificar las estrategias de cara a los mismos.

  1. La demanda y oferta

Si la demanda de un bien o servicio es la cantidad que los consumidores requieren, entonces la oferta es la cantidad de este bien que está disponible en el mercado.

Así, si la demanda supera con creces a la oferta, se produce un escenario de escasez del bien o producto, con la subsiguiente suba de precios.

En cambio, si existe una oferta muy grande de un bien o servicio en el mercado, los ofertantes deberán competir entre ellos por el cliente y lo harán bajando los precios de sus bienes ofertados, en una situación de abundancia.

  1. Ejemplos de demanda

Los ejemplos de la demanda están a nuestro alrededor día a día. La demanda de servicios básicos como la electricidad o el gas es bastante constante, por ejemplo, pero puede ser que un país con estaciones climáticas su demanda se incremente durante los meses fríos, ya que la calefacción opera a gas y durante los meses más calientes también ya que el aire acondicionado consume electricidad.

Asimismo, la demanda de un cierto tipo de medicamentos podrá incrementarse si se anuncia una epidemia de la enfermedad, lo cual puede conducir a escasez y al subsiguiente aumento del precio en proporciones dramáticas. Una vez terminada la epidemia, en cambio, la demanda caerá y con ella el precio del medicamento específico.

  1. Demanda en el derecho

En asuntos legales el término “demanda” tiene otro sentido: todo acto de iniciación procesal, es decir, el primer paso real en el sentido de un litigio jurídico.

Se distingue de la pretensión en que la demanda dispara la acción, pero usualmente se presentan juntas ante un tribunal competente para ser procesada.

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Demanda". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/demanda/