10 Características de la
Energía

Te explicamos qué es la energía, qué tipos de energía existen, cuáles son sus leyes fundamentales y sus características principales.

Energia-eolica-min
La energía es el conjunto de fuerzas capaces de movilizar un objeto.

¿Qué es la energía?

Comúnmente se entiende por energía a un conjunto de fuerzas (aunque bien podría ser una misma) capaces de movilizar un objeto, transformarlo, hacerlo surgir o mantenerlo funcionando, es decir, de llevar a cabo una cantidad de trabajo específica.

La palabra energía proviene del vocablo griego para “actividad”: enérgeia, y es empleada en diversas áreas del saber como la física, la química, la biología, la tecnología y la economía, siempre para referirse a las fuerzas capaces de producir una acción.

Este concepto es particularmente importante en la física, ciencia que se ocupa de estudiar sus distintas ramas y manifestaciones en el mundo real.

Características de la energía

  1. Concepto

La energía es una fuerza medible o mensurable, es decir, que puede calcularse y que interviene en toda forma de acción o reacción.

El movimiento, la transformación química, los cambios de estado de agregación de la materia e incluso la quietud de los objetos, tienen su explicación expresada en una cantidad de energía de un tipo específico.

La energía está en todas partes y sin ella la vida sería imposible.

  1. Tipos de energía

De acuerdo a los elementos que involucra su producción, podemos hablar de los siguientes tipos de energía:

  • Energía eléctrica. Una forma de energía electromagnética que se produce cuando existe una diferencia de potencial eléctrico entre dos puntos, y se resuelve en un intercambio o flujo de electrones denominado corriente eléctrica.
  • Energía química. Permite las uniones atómicas y reacciones moleculares, por lo que se trata de una forma de energía indispensable para la vida, ya que los seres vivos la requieren para mantener su propio funcionamiento (metabolismo).
  • Energía cinética. Un tipo de energía mecánica que involucra el movimiento de las partículas de un sistema físico determinado. Es la energía que pone las cosas en movimiento.
  • Energía eólica. Asociada al viento y a su fuerza de empuje natural, aprovechable en los campos eólicos para transformarla en electricidad.
  • Energía calórica o térmica. Relacionada con la temperatura y el grado de calor de las cosas. Un objeto que contiene un alto grado de energía tiende a aumentar su temperatura.
  • Energía magnética. Propia de las relaciones ferromagnéticas, como las que permiten la atracción entre un imán y ciertos metales.
  • Energía solar. La radiación calórica y lumínica del sol, aprovechada por las plantas para sintetizar energía química (fotosíntesis) y por otros seres vivos para calentarse.
  • Energía atómica. Tiene que ver con los átomos y las fuerzas que los mantienen unidos a sí mismos: las fuerzas nucleares fuertes y débiles, por ejemplo, que mantienen a los neutrones y protones juntos en el núcleo, y a los electrones orbitando alrededor.
  • Energía potencial. Energía contenida en un circuito físico o un objeto en una situación determinada y que puede acto seguido transformarse en otras formas de energía, como el movimiento.
  • Energía interna. La suma de la energía de los elementos que constituyen un sistema.
  • Energía hidráulica. Se obtiene a partir del aprovechamiento de la energía cinética de ríos, mareas y caídas de agua.
  • Energía lumínica. Vinculada a la luz perceptible y a los objetos y reacciones que la producen.
  • Energía sonora. Propia del sonido de las cosas.
  • Energía geotérminca. Obtenida a partir del aprovechamiento del calor interior del planeta, que se transmite a través de capas de roca y minerales calientes por procesos de conducción y convección.
  1. Leyes de la energía

Energia-pendulo-newton-min
La energía no se crea ni se destruye: se transforma o transmite.

Según la física, la energía en el universo se rige en base a los siguientes principios o leyes, conocidos como las tres Leyes de la termodinámica:

  • Ley universal de conservación de energía. Dicta que la energía no puede ni crearse ni destruirse ya que permanece invariable en el universo: únicamente puede cambiar de estado o transformarse en otra, pero no extinguirse ni crearse de la nada.
  • Ley de la entropía. Establece que el grado de desorden en el universo tiende a incrementar con el tiempo, es decir, que todo sistema tiende paulatinamente al desorden. Esto se traduce, entre otras cosas, en que la energía jamás podrá fluir de un cuerpo frío a otro más caliente.
  • Tercera ley o ‘Postulado de Nernst’. Plantea que una vez alcanzado el cero absoluto (0° K), todos los procesos físicos se detienen y la entropía (grado de desorden) alcanza un valor constante y estable.
  1. Almacenamiento

Energia-bateria-min
La energía eléctrica puede almacenarse en baterías o pilas.

La energía puede almacenarse de diversas formas mediante:

  • Acumulación de elementos de alta energía potencial, como hidrocarburos o sustancias combustibles, que una vez expuestas al oxígeno liberarán cantidades importantes de energía.
  • Almacenamiento en pilas y baterías (energía eléctrica), objetos cuya constitución química permite el ordenamiento de sus moléculas cargadas eléctricamente en campos aprovechables de energía.
  • Depósitos naturales de glucosa y azúcares, en los seres vivos en forma de grasa, fuente de energía para el organismo animal.
  1. Transformaciones

La energía induce dos tipos de transformaciones en los objetos que interactúan con ella:

  • Mecánicas. Tienen que ver con la forma de los objetos y sus variaciones físicas como la dilatación, la deformación, etc.
  • Térmicas. Implican el aumento de la temperatura de un objeto que recibe una carga energética, como ocurre con los objetos tras mucho roce o dejados al sol.
  1. Degradación

Si bien la energía no se destruye ni se crea, sí se degrada, es decir, se transforma de formas de energía más sofisticadas a las de menor calidad (la energía térmica).

Esto significa que toda transmisión de energía pierde un porcentaje importante de sí misma (nunca se transmite el 100%) al degradarse en energía calórica en el proceso.

  1. Aprovechamiento

Energia-electricidad-min
La electricidad es energía aprovechada y transformada, por ejemplo, en luz.

Las transformaciones de la energía pueden aprovecharse para beneficio de los seres vivos y en especial de la humanidad, en la medida en que puede transmitirse y propagarse, incluso enfocarse o concentrarse, permitiendo generar cantidades importantes de movimiento, calor y trabajo.

Las máquinas, de hecho, no son otra cosa que un ejemplo de cómo transformar electricidad en otras formas de energía (mecánica, lumínica, etc.).

  1. Unidades de medición

La energía puede medirse en distintas unidades, conforme al tipo de que se trate, pero se acepta como unidad fundamental el julio (j).

Un julio equivale a la cantidad de trabajo realizado por una fuerza de 1 newton para desplazar un objeto durante 1 metro.

Otras unidades posibles son: caloría (cal), frigoría (fg), termia (th), kilovatio (kW), British Thermal Unit (BTU), Electronvoltio (eV), Caballos de vapor por hora (CVh), etc.

  1. Fuentes de energía

Energia-solar-min
Los grandes convertidores aprovechan la energía, en este caso, solar.

Se consideran “fuentes de energía” a aquellos ingenios humanos que permiten transformar energía de diversa índole en energía eléctrica para surtir a las comunidades humanas.

No son realmente “fuentes” sino grandes convertidores que aprovechan la energía eólica, nuclear, química o hidráulica, etc.

  1. Ejemplos de energía

Existen numerosos ejemplos de energía en el día a día. Desde la luz eléctrica de las baterías que permite encender una linterna (y generar energía lumínica), o la energía química contenida en los alimentos que consumimos para poder desplazarnos (energía mecánica) o la que percibimos cuando intentamos detener un objeto en movimiento (energía cinética).

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Energía". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/energia/