— Información y características —

Futurismo

Te explicamos qué es el futurismo y sus características en literatura, pintura y otras artes. Además, sus principales representantes.

futurismo pintura umberto boccioni
El futurismo crea ritmos a través de formas, colores y repeticiones.

¿Qué es el futurismo?

El futurismo fue un movimiento artístico fundado a comienzos del siglo XX en Italia, que se inscribió en las corrientes de la vanguardia artística y cuyo rasgo distintivo fue que exaltaba los nuevos rasgos de la sociedad moderna: la velocidad, la energía, el dinamismo y las máquinas.

El fundador del futurismo fue Filippo Tommaso Marinetti (1876-1944), quien fue un poeta, pintor, dramaturgo y editor italiano. Es considerado además uno de los ideólogos del fascismo italiano, que cobró cuerpo en la figura del dictador Benito Mussolini (1883-1945) a finales de la década de 1920. De hecho, en la estética futurista se prefiguraban el nacionalismo, la misoginia y el militarismo, centrales en la ideología fascista.

El acto fundacional del futurismo fue la publicación del Manifiesto futurista en 1909 en el diario Le Figaro de Francia, un gesto que marcó tendencia entre los movimientos artísticos de vanguardia.

En ese texto Marinetti exaltaba como valores del movimiento a la violencia (“no hay belleza sino en la lucha”), la guerra (“única higiene del mundo”) y la irreverencia estética (“un automóvil rugiente que parece que corre sobre la metralla es más bello que la Victoria de Samotracia”).

Puede servirte: Arte contemporáneo (o moderno)

Características del futurismo

El movimiento futurista se caracterizó por lo siguiente:

  • Fue un movimiento principalmente pictórico y poético, aunque también incursionó en la escultura, la fotografía y el teatro.
  • En general, sus obras artísticas trataban de reproducir y exaltar la velocidad de los tiempos modernos, incorporando mucho movimiento, mucha energía y fuerza, cuando no sucesiones de imágenes a la usanza de un caleidoscopio o una película.
  • Sus seguidores perseguían fervientemente la originalidad, y trataban de captar los aspectos característicos del mundo contemporáneo: las ciudades, los automóviles, las máquinas, los deportes, la guerra, el bullicio, etc.
  • Rompía con la tradición italiana y con los signos convencionales de la historia del arte, procurando convertirse en una “bofetada irreverente” a las instituciones. En su manifiesto, Marinetti llamaba a “destruir los museos, las bibliotecas, las academias variadas” pero también a “combatir el moralismo, el feminismo y todas las demás cobardías oportunistas y utilitarias”.
  • Fue el primer movimiento artístico que se organizó como tal. De hecho, su manifiesto sentó un precedente que luego imitaron otros movimientos de la vanguardia europea, como el surrealismo.
  • Se trató de un movimiento eminentemente italiano, pero tuvo también seguidores en otros países, como Rusia, Bélgica, Portugal, España, e incluso del otro lado del Atlántico en Argentina y Uruguay.

Literatura futurista

futurismo literatura Filippo Tommaso Marinetti
La literatura futurista cultivó géneros fuera de lo común.

La literatura futurista compartía muchos de los rasgos fundamentales del movimiento, como su retórica apasionada, agresiva, controvertida, y sus lineamientos se expresaron en el manifiesto literario del futurismo, bajo el título “Destrucción de la Sintaxis-Imaginación Inalámbrica-Palabras en Libertad”, publicado en 1913.

Algunas de las características de la literatura futurista fueron:

  • Predominó la poesía, aunque también la dramaturgia tuvo importancia. Este último se conocía como “teatro sintético” y se caracterizó por sus tramas de no más de 10 minutos de duración.
  • El uso de un lenguaje veloz, que transmitiese la rapidez del mundo contemporáneo: despojado de adjetivos y de adverbios, y con verbos en infinitivo, así como un importante uso de las onomatopeyas en los poemas, sobre todo a la hora de representar a las máquinas y la guerra. Un claro ejemplo de ello es el poema de Marinetti “Zang, Tumb, Tumb” que contiene versos como “zang-tumb-tumb-zang-zang-tuuumb tatatatatatatata picpacpampacpacpicpampampac uuuuuuuuuuuuuuu”.
  • Los escritores futuristas emplearon muchos medios distintos al libro para hacer circular sus textos: los folletos, los poemas en cartel, y las revistas que entremezclaban textos poéticos, ilustraciones y pronunciamientos teóricos.
  • Cultivaron géneros poéticos fuera de lo común, como el caligrama, la poesía de palabra libre y la poesía concreta.

Pintura futurista

Si bien el futurismo fue mayormente literario, tuvo importantes manifestaciones en la pintura. En la pintura futurista predominaban también los ejercicios de movimiento y violencia, así como los temas de la cultura urbana, como máquinas, deportes, guerras y vehículos en movimiento. En general, su pintura se caracterizó por:

  • Su gran cometido fue representar el movimiento y el dinamismo, rechazando así los objetos estáticos. El movimiento se representaba a través de composiciones con colores vibrantes y figuras simultáneas, es decir, un mismo cuerpo en múltiples posiciones, para intensificar la sensación de acción y desplazamiento a través de la repetición de la imagen o también de plasmar líneas de fuerza.
  • Sus cuadros podían asemejarse a las repeticiones de un caleidoscopio o la cinta de una película, creando ritmos a través de formas, colores y repeticiones. Así, una figura humana podía tener múltiples brazos o piernas, para demostrar su movimiento.
  • El futurismo prefirió siempre los colores vibrantes, resplandecientes, aunque también utilizó a menudo las transparencias. A menudo esto servía para representar estados de ánimo.
  • La abstracción también tuvo presencia entre los cuadros futuristas, sobre todo los de Luigi Russolo.

Principales autores y artistas futuristas

futurismo autores literatura representantes Vladimir Vladimirovich Mayakovsky
Vladimir Mayakovski inició el futurismo ruso y apoyó la Revolución Rusa.

Una lista de los principales autores y pintores del futurismo contempla, aparte del nombre de Filippo Marinetti, los de:

  • Umberto Boccioni (1882-1916), pintor y escultor italiano, muy influenciado por el cubismo, que estuvo entre los pioneros del futurismo tras su llegada a Milán a principios del siglo XX. Hacia el final de su vida, no obstante, se alejó del futurismo y siguió la influencia de Cezánne. Sus obras más conocidas son La ciudad se levanta (1910), La calle ante la casa (1911), Dinamismo de un ciclista (1913) y Bajo la pérgola en Nápoles (1914).
  • Carlo Carrà (1881-1966), pintor italiano que se inició pintando murales, entre ellos los pabellones de la Exposición Universal en París. Se sumó al futurismo en su regreso a Italia, tras una temporada en Londres, donde tuvo contacto con el anarquismo. Al final de su vida acabó incursionando en la pintura metafísica. Entre sus obras más famosas están Funeral por el anarquista Gali (1911) y Mañana en el mar (1928).
  • Luigi Russolo (1885-1947), pintor y compositor italiano, autor del manifiesto El arte de los ruidos (1913), en el que proponía al compositor futurista Francesco Balilla Pratella una nueva paleta sonora que se aproximara a los sonidos del mundo contemporáneo. De hecho, se le considera el precursor de la música noise, por sus intentos de utilizar el ruido con fines estéticos entre 1913 y 1914.
  • Giacomo Balla (1871-1958), pintor y escultor italiano, de inicios impresionistas, cuya obra empleó abundantemente el puntillismo como una forma de disolver lo visible y plasmar sentidos de movimiento y dinamismo. Sin embargo, su obra fue ajena a la violencia, a diferencia del resto de los futuristas. En 1918 publicó el “Manifiesto del color”, donde estudiaba el uso del color en las vanguardias, y a partir de 1930 acabó alejándose del futurismo. Algunas de sus obras más conocidas son Dinamismo de un perro, Muchacha que corre en el balcón y La mano del violinista, todas de 1912.
  • Anton Giulio Bragaglia (1890-1960), artista italiano de intereses variados y versátiles, considerado pionero de la fotografía futurista y del cine en su país. En 1911 se acercó al futurismo con su Tratado de fotodinamismo, pero fue rechazado por los cabecillas del movimiento quienes no lo tomaron en cuenta en 1916 para el Manifiesto del cine futurista. La paradoja está en que fue el único artista capaz de crear un filme de corte futurista, convirtiéndose así en el único representante del cine futurista de la historia.
  • Giovanni Papini (1881-1956), escritor y académico italiano, cercano al futurismo, a pesar de su conversión al catolicismo fervoroso a partir de 1920. Fue célebre por dedicar su Historia de la literatura italiana “a Benito Mussolini, amigo de la poesía y los poetas” en 1937. Sus obras más célebres fueron La experiencia futurista (1920), Gog (1931), La escalera de Jacob (1932) y El Diablo (1953).
  • Vladimir Mayakovski (1893-1930), poeta y dramaturgo ruso, una de las grandes figuras de la poesía de comienzos del siglo XX. Iniciador del futurismo ruso, cuando publicó junto a otros poetas su manifiesto La bofetada al gusto del público en 1912. Defensor de la Revolución Rusa, escribió también guiones fílmicos y piezas teatrales. Algunas de sus obras más célebres son Yo mismo (1913), La nube en pantalones (1915) y La chinche (1929).

Sigue con: Modernismo

Referencias:

¿Cómo citar?

"Futurismo". Autor: Julia Máxima Uriarte. Para: Caracteristicas.co. Última edición: 7 de septiembre de 2021. Disponible en: https://www.caracteristicas.co/futurismo/. Consultado: 26 de octubre de 2021.