10 Características del
Industrialismo

Te explicamos qué es el industrialismo y sus características principales. Principales inventos que influyeron en el industrialismo.

industrialismo
La producción industrial existe desde mediados del siglo XVIII.

Industrialismo

El industrialismo es la organización de la producción en masa para su aprovechamiento capitalista. Históricamente significó un cambio progresivo pero acelerado que reemplazó economías basadas en la agricultura y la producción en artesanal por una economía apuntada a la producción en gran escala a través del trabajo asalariado.

Aunque el comercio también existía en las economías agrícolas, el industrialismo lo convierte en un elemento central que permite la venta del gran volumen de mercancías producidas.

La producción industrial existe desde mediados del siglo XVIII y continúa hasta el día de hoy. Desde sus inicios este tipo de producción ha dependido de las innovaciones tecnológicas, por lo que continúa asociada a la investigación científica y técnica. Las innovaciones tecnológicas modifican también la estructura de cada industria.

Características del industrialismo

  1. Origen

El industrialismo se origina con la revolución industrial. Esta revolución implicó un conjunto de cambios a gran escala que se dieron en un principio gracias a avances tecnológicos pero que afectaron tanto la economía como la sociedad y la cultura.

A pesar de que fue un proceso acelerado, esta “revolución” no tuvo un comienzo y final específicos, sino que se fue desarrollando desde mediados del siglo XVIII, en Inglaterra hasta mediados del siglo XIX, extendiéndose primero por Europa y luego por el resto del mundo.

  1. Producción en masa

El objetivo principal del industrialismo es lograr la producción en masa de diversidad de productos. A diferencia de la producción artesanal, la producción industrial se caracteriza por la capacidad de entregar al mercado grandes cantidades de productos idénticos en poco tiempo.

  1. Principales invenciones

locomotora revolucion industrial
La invención de la locomotora revolucionó el transporte.

Para lograr la producción en masa el industrialismo ha utilizado desde el comienzo la implementación de nuevas tecnologías. Las primeras innovaciones tecnológicas que significaron el origen de la Revolución Industrial fueron la máquina de vapor y el telar mecánico.

La máquina de vapor no sólo fue utilizada como una forma mecanizada de acelerar la producción sino que también, al ser aplicada al transporte con la invención de la locomotora, permitió el transporte y distribución de las nuevas mercancías producidas.

La llamada Segunda Revolución Industrial, ocurrida en la segunda mitad del siglo XIX, fue impulsada por otras tecnologías: el acero, la electricidad y el petróleo. Actualmente las industrias continúan dependiendo de tecnologías del siglo XIX, pero se ven renovadas principalmente por innovaciones en la informática y en la química.


  1. Trabajo asalariado

El industrialismo modifica la situación laboral de diversos sectores de la sociedad. En primer lugar, el trabajo industrial requiere siempre cierta cantidad de mano de obra asalariada, es decir, trabajadores que reciben un sueldo por su tiempo de trabajo.

Dependiendo de la industria de que se trate, se requerirá más o menos cantidad de mano de obra de diversas calificaciones. Por ejemplo, la industria del turismo requiere una pequeña cantidad de mano de obra especializada y grandes cantidades de mano de obra con poco o medio entrenamiento.

Por eso, el industrialismo puede ser una solución a la desocupación. Pero por otro lado los productos industriales entran en competencia con los productos artesanales. Si llegan a desplazarlos del mercado, los artesanos se verán obligados a convertirse también en trabajadores asalariados.

  1. Urbanización

La Revolución Industrial ocurrió en Inglaterra en una época en que la población del campo migraba hacia las ciudades en busca de trabajo. El empleo de mano de obra asalariada y la concentración de personas en centros urbanos fueron dos factores que se complementaron y fomentaron mutuamente: a medida que avanzaba la industrialización más personas migraban a las ciudades y de esta manera más industrias podían crecer.

Todas las sociedades industriales tienen altas concentraciones de población en los centros urbanos. Sin embargo, actualmente se apunta a crear sectores industriales cercanos a las ciudades pero fuera de ellas.

  1. Contaminación

En las primeras etapas de la Revolución Industrial el uso del carbón y luego el petróleo como fuentes de energía para las fábricas no parecía tener desventajas. Sin embargo, actualmente conocemos los efectos contaminantes del uso de combustibles fósiles. Otras industrias, como la industria metalúrgica, emiten otras sustancias tóxicas como el azufre.

Actualmente existen formas de industrialismo que intentan disminuir el impacto negativo en el ambiente, controlando las emisiones tóxicas, utilizando fuentes limpias de energía y minimizando sus residuos a través del reciclaje.

  1. Industria pesada y ligera

industria ligera y pesada

La industria pesada es aquella que se dedica a construir las maquinarias que son utilizadas en otras industrias. Las industrias que fabrican productos para el consumo se denominan industrias ligeras.

Los procesos industrialistas suelen comenzar con la industria ligera, de forma tal de ofrecer puestos de trabajo y productos locales a la población. Pero los procesos industrialistas que apuntan a independizarse de otros productores y a tener más control sobre los precios avanzan también sobre el establecimiento de la industria pesada.

Este tipo de industria requiere mayor inversión y además el acceso a las materias primas como el metal o el petróleo.

Relacionado: 10 Características de la Industria Ligera y Pesada

  1. Desarrollismo

El desarrollismo es una teoría política surgida a mediados del siglo XX en América Latina. Esta teoría sostiene que los gobiernos deben fomentar activamente el industrialismo en sus países para permitirles alcanzar una situación económica autónoma.

Previo al surgimiento del desarrollismo, en general los países de América Latina funcionaban como proveedores de materias primas para países industrializados y compraban los productos industriales a otros países.

  1. Consumo interno – externo

El industrialismo puede estar pensado para que los productos producidos sean consumidos en el mismo país, es decir, para el consumo interno. Por otro lado, pueden existir industrias que produzcan mercancías para ser consumidas en otros países, es decir, para el consumo externo. En este último caso, el industrialismo estará asociado al comercio internacional.

  1. Crisis del Industrialismo

Hasta mediados del siglo XX el 95% de la inversión de capital se encontraba en la actividad productiva. Sin embargo, a partir de sucesivas crisis y devaluaciones de monedas iniciadas en 1967, la inversión se trasladó en gran medida hacia el mercado financiero. Este mercado es especulativo y sólo una porción del capital es utiliza directamente en el ámbito productivo.

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Industrialismo". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/industrialismo/