10 Características de la
Ley Federal del Trabajo de México

Te explicamos qué es la Ley Federal del Trabajo de México, su historia, leyes y reformas. Además, sus antecedentes, importancia y más.

Ley Federal del Trabajo de México
La ley establece lo necesario para determinar las relaciones patrón-trabajador.

¿Qué es la Ley Federal del Trabajo de México?

La Ley Federal del Trabajo de México es la ley rectora del Derecho laboral en este país, por encima de la cual se encuentra únicamente lo dispuesto en la Constitución Política de la República, donde se consagra el derecho al trabajo en su artículo 123.

Se trata del resultado de la evolución jurídica de las consideraciones legales necesarias para regular el trabajo: garantizar la seguridad de los trabajadores, sus derechos y deberes, así como brindar un marco general y específico de normas de convivencia para llevar a cabo el trabajo en los términos que requieren la república y la democracia.

El texto de la ley establece lo necesario para determinar las relaciones patrón-trabajador, así como los procedimientos que deben seguirse si alguna de estas partes no cumpliera con sus obligaciones. Su área de acción, lógicamente, se restringe a lo estrictamente laboral.

Características de la Ley Federal del Trabajo de México

  1. Antecedentes

No siempre existió una ley del trabajo mexicana. Durante la colonia no había ningún ordenamiento similar, excepto lo contenido en las Leyes de Indias de 1680.

Las relaciones de trabajo estaban, como tantas otras, determinadas por la casta racial a la que se pertenecía y a otros principios provenientes de la España católica.

Sin embargo, durante el gobierno liberal de Benito Juárez, en 1870, se dictarían los primeros códigos civiles que regularían el trabajo, y que darían pie a las regulaciones de Manuel González más adelante respecto al trabajo de la servidumbre, los jornaleros, porteadores, etc.

Las primeras leyes laborales surgieron en el siglo XX, como legislaciones referentes a los accidentes de trabajo, en los estados de Veracruz (1904) y Nuevo León (1906). Pero habría que esperar hasta la Revolución Mexicana para que surgiera un verdadero corpus jurídico sobre la materia.

  1. Origen del derecho laboral

Cuando se promulgó en 1917 la Constitución Política de la República Mexicana, se consagró en su artículo 123 el derecho al trabajo, dando así origen en esta nación al debate jurídico en torno a lo laboral.

En la confección de la primera Ley Federal del Trabajo se tomó como base lo estipulado por la Ley del trabajo del Estado de Veracruz de 1918, y en 1931 se promulgó la primera ley que regularía la materia, antecedente directa de la que se encuentra actualmente en vigencia.

  1. La Primera Ley Federal del Trabajo

Esta primera Ley Federal del Trabajo fue publicada el 28 de agosto de 1931, derogando todo tipo de códigos y ordenanzas previos en la materia a lo largo y ancho del país mexicano. Contaba con 685 artículos y permaneció en vigencia hasta 1970, cuando se promulgó una nueva ley del trabajo.

Ley Federal del Trabajo de México
Esta ley contaba con 685 artículos y permaneció en vigencia hasta 1970.
  1. La Segunda Ley Federal del Trabajo (vigente)

Publicada el 1 de mayo de 1970, esta nueva ley laboral se encuentra en vigencia hasta hoy, prácticamente idéntica pues ha sufrido muy pocas modificaciones. Apenas en 2012 se alcanzaría una reforma de su contenido.

  1. Estructura de la Ley Federal del Trabajo

El cuerpo de esta ley se compone de 16 capítulos que describen cada una de las particularidades del trabajo en la República mexicana, y cuyos títulos temáticos son los siguientes:

  • Principios generales. Donde se explica el modo general de operar de la ley.
  • Las relaciones individuales de trabajo. Donde se detallan dichas relaciones y se las explica al detalle. Posee cinco capítulos.
  • Condiciones de trabajo. Donde se regula el marco real y legal en que debe ocurrir el trabajo a grosso modo. Lo integran siete capítulos.
  • Derechos y obligaciones de los trabajadores y del patrono. Donde se explica detalladamente lo dicho, en apartados distintos y estructurados. Lo conforman seis capítulos.
  • Trabajo de las mujeres. Todo lo relativo al derecho laboral femenino. Posee un “bis” que regula el trabajo de los menores también.
  • Trabajos especiales. Se detallan los casos no ordinarios de relación laboral. Lo integran diecisiete capítulos estipulando cada caso de trabajo especial particular.
  • Relaciones colectivas del trabajo. Se detalla el marco jurídico de las convenciones colectivas y contrataciones colectivas. Posee ocho capítulos.
  • Huelgas. Se consagra y define en dos capítulos distintos el derecho a huelga.
  • Riesgos de trabajo. Lo relacionado a accidentes laborales.
  • Prescripción. La pérdida de los derechos laborales no ejercidos.
  • Autoridades del trabajo y servicios sociales. Formas oficiales de control y atención de la condición laboral. Posee trece capítulos.
  • Personal jurídico de las juntas de conciliación y arbitraje. Detalla la estructura legal de resolución de problemas laborales.
  • Representantes de los trabajadores y de los patrones. Todo lo referente a la representación sindical y/o gremial en tres distintos capítulos.
  • Derecho procesal del trabajo. Establece el marco procesal de las relaciones laborales en veinte capítulos. Es el más extenso del corpus.
  • Procedimientos de ejecución. Estipula de qué manera deben llevarse a cabo los procedimientos de esta ley en tres distintos capítulos.
  • Responsabilidades y sanciones. Detalla lo dicho tanto para patronos como empleados.
  1. Reforma de 2012

La reforma votada en 2012 a la Ley del Trabajo mexicana, como parte de una serie de reformas conducidas por el Partido de Acción Nacional (PAN) que contemplaban la noción de “trabajo digno” como una forma de enfrentar las numerosas desigualdades laborales de la sociedad mexicana y velar por un mejor cuidado de los derechos humanos y condiciones morales de los trabajadores. Esta propuesta suscitó un debate entre quienes apoyaban y quienes se oponían a la reforma, pero fue finalmente aprobada por la Cámara de Diputados.

  1. Reforma de 2017

De cara a los nuevos lineamientos laborales y a lo debatido en el V Congreso “Evolución del Derecho Mexicano del Trabajo”, sectores empresariales propondrían una nueva reforma de la ley, para actualizar su contenido a nuevas formas de relación laboral como el home office y el trabajo dual, así como de otros aspectos sobre la contratación que, consideran, no quedaron claramente estipulados en la reforma de 2012.

  1. Importancia

Toda ley laboral es de vital importancia en las democracias liberales modernas, dado que crean un marco de protección para el trabajador y establecen las normas en las que el trabajo debe darse, para que sea un evento social justo, equitativo, digno y productivo, que contribuya al desarrollo integral de las sociedades.

Leyes laborales
Toda ley laboral crea un marco de protección para el trabajador.
  1. Trabajo ilegal

Se entiende que cualquier forma de trabajo no contemplada explícitamente en esta ley se regirá de todos modos por los principios fundamentales de su espíritu, y no contravendrá en ningún caso lo sí estipulado en ella.

En caso de que así fuere, se entenderá la relación de trabajo como ilegal e ilegítima y será considerada un delito punible por ley.

  1.  Debate laboral mundial

Las formas de relación laboral han cambiado continuamente a medida que las sociedades evolucionan y, en particular, luego de la incorporación de Internet como una herramienta de trabajo que permite superar distancias y tiempos de producción, así como abarcar todo un inmenso sector laboral que, dado lo reciente del medio, exige aún mucho debate en torno a las ideas del trabajo en la sociedad globalizada.

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Ley Federal del Trabajo de México". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/ley-federal-del-trabajo-de-mexico/