10 Características de la
Matanza de Tlatelolco

Te explicamos qué fue la Matanza de Tlatelolco, la masacre liderada por el conquistador Hernán Cortés, y sus características principales.

El suplicio de Cuauhtémoc - matanza
“El suplicio de Cuauhtémoc” – Pintura de Leandro Izaguirre, 1893.

¿Qué fue la matanza de Tlatelolco?

La matanza de Tlatelolco es la masacre llevada a cabo por las tropas del conquistador español Hernán Cortés en la entonces ciudad mexica de Tlatelolco, parte del Imperio Azteca, vecina a Tenochtitlán, el 13 de agosto de 1521.

Ambas ciudades se ubicaban en el territorio de la actual Ciudad de México y su caída representa el fin de la civilización azteca y el inicio del México colonial, administrado desde Europa por el Imperio Español: el Virreinato de Nueva España.

La matanza es el punto final de un proceso de enfrentamiento que tomó de 1519 a 1521: una lucha desigual entre las fuerzas invasoras europeas, armadas con pólvora y armaduras, contra el armamento menos sofisticado de los mexicas. Aun así, la defensa mexica fue valerosa y total.

Los españoles contaron, además, con la ayuda de los pueblos vecinos, enemigos declarados de los aztecas, que vieron en el inicio de las hostilidades la oportunidad de vengarse por los años de esclavitud y sometimiento sufridos ante la potencia mesoamericana de la época.

Características de la matanza de Tlatelolco

  1. Antecedentes

Los dos años de enfrentamientos previos a la caída de Tenochtitlán y Tlatelolco le habían permitido a Cortés aliarse con los Tlaxcaltecas, Texcocanos, Huejotzincas, Chalcas y Cholultecas, así como dominar casi la totalidad del territorio mexica, a pesar de una conspiración en su contra y de haber tenido que ejecutar el capitán tlaxcalteca Xicoténcatl, acusado también de traición.

Así, el asedio a la capital mexica se produjo en condiciones de superioridad española, quienes pudieron cortar el suministro de agua dulce a la ciudad  e iniciar la serie de batallas que conducirían al sitio de Tenochtitlán, que duraría 93 días.

  1. El sitio de Tenochtitlán

A pesar de que sus fuerzas debieron dividirse parcialmente para detener el avance hacia la ciudad de tropas leales a los mexicas de los pueblos malinalcas, matlazincas y cohuixcas, las tropas de Cortés realizaron una incursión general en la ciudad, donde descubrieron muchas más tropas mexicas de lo previsto.

Desprovistos de agua y comida, éstos dormían entre los cadáveres, se alimentaban de apenas raíces y resistieron hasta el último minuto, negándose continuamente a la paz del sometimiento.

  1. Los sacrificios

Muchos de los españoles y de sus pueblos aliados fueron capturados durante la resistencia y sacrificados, según la costumbre azteca, a sus dioses. Las pieles blancas de los conquistadores fueron especiales obsequios para Xipe Tótec. Estos sacrificios dieron particulares bríos a los españoles, cuya mentalidad medieval veía todo aquello como obra del demonio y los insuflaba al combate religioso.

  1. La toma de Tlatelolco

La plaza de Tlatelolco era un epicentro comercial y de intercambio en el Imperio Azteca, y allí se libró el combate final en la conquista de los mexicas. Los guerreros tenochcas y tlateloltecas combatieron hasta el último hombre y perdieron a sus caudillos más destacados: Tlacutzin y Motelchiuhtzin por los primeros, y Coyohuehuentzin y Temilotzin por los segundos. Las descripciones de la época relatan una cantidad de cadáveres tal, que apenas podía caminarse sin tropezarlos.


  1. Las cifras

Se desconoce una cifra oficial o certera de la cantidad de fallecidos durante este día sangriento de la historia. Se estima que en las últimas jornadas hayan caído alrededor de 40.000 ciudadanos mexicas, a pesar de que en descripciones como la del español López de Gómara se sugiere que los caídos del bando azteca habrían rozado los cien mil, “sin contar los que mató el hambre y la pestilencia”.

Por el bando español, según el mismo cronista, los caídos no superaron los 150 soldados, “seis caballos y no muchos indios”.

  1. Caída de Cuauhtémoc

Luego de la masacre de Tlatelolco, el líder mexica, Cuauhtémoc, intentó negociar los términos de una rendición, pero fue capturado por los españoles. El general azteca le pidió la muerte al conquistador, pues había fracasado en la defensa de su pueblo.

No obstante, luego de las celebraciones españolas, llevadas a cabo en el palacio de Coyoacán, pues en Tenochtitlán el hedor de los cadáveres era insoportable, Cuauhtémoc fue obligado por Cortés a gobernar a los supervivientes como un rey cautivo.

Así se iniciaron las labores de reconstrucción de Tenochtitlán, deformándola hacia el estilo renacentista europeo y sentando las bases para el nacimiento de México, capital de la Nueva España, primer virreinato de las Indias.

  1. Consecuencias de la matanza

Las consecuencias de la matanza de Tlatelolco conducen directamente al fin del Imperio Mexica, a la rendición incondicional de los aztecas y por lo tanto el inicio del fin de las luchas de conquista del territorio mexicano, subyugado por los españoles.

La derrota sangrienta de los aztecas y la exhibición militar de Cortés causaron impresión en los pueblos vecinos, algunos indiferentes a la caída de Tenochtitlán, y condujeron a la rendición de los purépechas y otros pueblos vecinos, mientras que recrudeció la resistencia de otros pueblos más fieros, como los mixtecos.

  1. El saqueo

La caída de Tenochtitlán inició el proceso de saqueo económico y cultural del imperio mexica a las manos avariciosas de conquistadores y frailes, quienes se adueñaron del oro y las tierras americanas e impusieron la religión y la lengua a los sobrevivientes, a medida que continuaba la conquista en Guatemala.

  1. Ruinas

De la antigua ciudad de Tlatelolco y su otrora frondoso mercado permanecen hoy en día sólo ruinas, restos de antiguos edificios que se conocen como la Zona arqueológica de Tlatelolco, patrimonio de la humanidad declarado por UNESCO. Las excavaciones en el lugar han permitido la comprensión paulatina de las culturas que la fundaron, previas incluso a la mexica.

  1. La otra matanza

También se conoce como la matanza de Tlatelolco a la perpetrada por el gobierno mexicano el 2 de octubre de 1968 en la Plaza de las Tres Culturas, como parte de las medidas represivas para disolver el “Movimiento de 1968”, protestas sociales protagonizadas por obreros, amas de casa, estudiantes, profesores universitarios e intelectuales mexicanos.


Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Matanza de Tlatelolco". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/matanza-de-tlatelolco/