10 Características de
Presas y Predadores

Te explicamos qué son las presas y los predadores, en qué se diferencian. Importancia de esta interacción biológica, y ejemplos.

presas depredadores
Es una interacción biológica en la que un animal se alimenta de otro.

¿Qué son las presas y los predadores?

Cuando hablamos de presas y depredadores, nos referimos a una de las relaciones más comunes entre los animales: la depredación. Se trata de un tipo de interacción biológica en la que un animal (el predador o depredador) caza y se alimenta de otro (la presa) para subsistir.

Un depredador puede ser también presa de otro mayor que él, alimentándose unas especies de otras en lo que se conoce como la cadena trófica o cadena alimentaria (a veces representada en forma de pirámide), cuyo equilibrio mantiene en balance a los organismos de un ecosistema determinado.

Así, la relación presa-depredador es fundamental, también, para la selección natural, extinguiendo a las especies poco aptas o forzándolas a adaptarse para sobrevivir.

Características de presas y predadores

  1. Predadores

Los depredadores son animales acondicionados evolutivamente para la cacería.

Poseen por lo general sentidos (vista, olfato, oído, incluso tacto) muy sensibles y afinados para detectar a sus presas.

También cuentan con apéndices útiles para capturarlas, herirlas de gravedad o inmovilizarlas, según sea el caso.

Estos apéndices pueden ser grandes garras afiladas o dientes serrados, aguijones con veneno paralizante, picos curvos para desgarrar la carne, etc.

Los depredadores pueden ser de dos tipos:

  • Generalistas o polífagos. Aquellos capaces de alimentarse de diversos tipos de presas, sean de distintas especies o de variantes de la misma, pudiendo competir más ampliamente con otros predadores.
  • Especialistas o monófagos. Aquellos que tienden a alimentarse de un tipo o especie de presa específico, por lo que poseen un nicho más o menos exclusivo o limitado y menor competitividad.
  1. Presas

Las presas pueden ser de muy diverso tipo. Se tiende a pensar que sólo los herbívoros o detritófagos, que se alimentan de plantas o de desechos, juegan el rol de presas en un ecosistema.

Pero los pequeños y medianos predadores también suelen serlo, sirviendo de alimento a los depredadores mayores, en una escalada de tamaño y complejidad.

  1. Tipos de depredación

Si se comprende la depredación como la capacidad de alimentarse del cuerpo de otro ser vivo (nutrición heterótrofa), tendremos cuatro tipos de depredación:

  • Herbívora. El animal devora el tejido de plantas, árboles y otros seres vivos del reino vegetal, ya sean sus hojas, corteza, raíces, etc. causándole un daño y posiblemente la muerte.
  • Carnívora. El animal caza a otros animales y consume su carne, incorporándolos a su cuerpo directamente y nutriéndose de su energía química almacenada en los tejidos.
  • Parásita. No es propiamente una forma de depredación, dado que la presa es mantenida con vida, aunque el parásito que invade su cuerpo la utilice como fuente alimenticia directa (sus tejidos o células) o indirecta (otros seres vivos en su cuerpo).
  1. Defensas contra los depredadores

presas depredadores camuflaje
Muchos animales pueden camuflarse en su entorno.

La depredación no es un proceso amable, sino violento, y las presas no participan de él voluntariamente.

Por lo tanto, en el curso de la competencia evolutiva, las presas han incorporado y aprendido herramientas para defenderse de sus depredadores, tales como:

  • Pieles camaleónicas para camuflarse con el entorno y pasar desapercibidas, o ser confundidas con otras especies indeseadas.
  • Glándulas odoríferas o tóxicas capaces de segregar veneno, sustancias desagradables o repelentes.
  • Armaduras y caparazones para resistir al embate del predador aislando los órganos vitales.
  • Musculaturas fuertes para luchar o escapar a toda velocidad.
  1. ¿Por qué es importante la depredación?

La depredación es clave en el sistema de la vida.

Es el mecanismo para la transmisión del carbono de las formas de vida más básicas hasta las más complejas, permitiendo además ejercer una presión importante (conocida como selección natural) sobre las especies, a partir de su competencia por sobrevivir y reproducirse.

Charles Darwin descubrió en el siglo XIX que esta presión es uno de los motores más eficaces para la evolución.

  1. Sistema predador-presa

Tanto los depredadores carnívoros como las presas se encuentran inmersas en un ciclo o sistema que permite la transmisión del carbono y el nitrógeno, elementos fundamentales de la vida, entre unos y otros.

Los herbívoros, que obtienen sus nutrientes de la vida vegetal, por un lado tienen que alimentarse constantemente, ya que las plantas son menos ricas en energía química que el tejido animal, y además se alimentan de sustancias difíciles de asimilar.

Su principal problema es cómo incorporar los nutrientes obtenidos a su cuerpo, lo cual requiere la generación a menudo de enzimas híper especializadas.

En cambio, los depredadores obtienen abundantes calorías de la carne de sus presas, de una manera sumamente fácil de asimilar, pero para hacerlo deben invertir primero una cantidad variable de energía adicional en la cacería.

Esto supone que un depredador exhausto tendrá muy pocas probabilidades de hacerse con una presa.

  1. ¿Hay diferencias entre predador y depredador?

No existe diferencia alguna entre los términos “predador” y “depredador”. Son sinónimos.

  1. Ejemplos de predadores

presas depredadores caiman
Los caimanes son predadores de diversas especies.
  • Los leones, panteras, pumas y otros grandes felinos.
  • Los cocodrilos y caimanes que sorprenden a sus presas al ir a beber agua.
  • Las arañas, que emplean sus redes para capturar presas.
  • Las serpientes y boas, que emplean la mordedura venenosa o la constricción asfixiante para hacerse con sus presas.
  • Las águilas, halcones, búhos y otras aves de presa de buen tamaño.
  • La mantis religiosa, un insecto tan feroz que puede alimentarse de insectos, pececitos, pequeños roedores u otras mantis.
  1. Ejemplos de presas

Aunque prácticamente cualquier animal puede ser presa de otro, son los animales herbívoros quienes suelen ocupar este peldaño con mayor frecuencia:

  • Bueyes, Ñus y otros bovinos salvajes.
  • Orugas de diverso tipo, depredadas por pájaros, roedores e insectos.
  • Topos, ratones y otros roedores insectívoros, cazados por aves de rapiña.
  • Peces de pequeño tamaño que son devorados por peces más grandes.
  1. Ejemplos de depredación

presas depredadores foca tiburon
Focas y leones marinos son presa de los tiburones.
  • Los antílopes son grandes herbívoros cornados, que los leones africanos y tigres asiáticos persiguen, cazan y devoran a diario.
  • En el mar existen animales microscópicos llamados zooplancton, que son depredados masivamente por las ballenas, filtrándolos del agua con sus barbas.
  • En el campo, los búhos y lechuzas depredan cualquier tipo de roedor nocturno que consigan: ratones, ratas, incluso comadrejas.
  • Las focas y leones marinos de las aguas frías del Atlántico son a menudo presa de los dientes afilados de los tiburones, o de las garras de los osos polares.

Referencias:

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Presas y Predadores". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/presas-y-predadores/