10 Características del
Pulpo

Te explicamos por qué el pulpo es el molusco más inteligente, en qué consiste su famosa capacidad de mímesis, su alimentación y más.

Pulpo-tentaculos
Son los moluscos más inteligentes, conocidos por su capacidad imitativa.

¿Qué es un pulpo?

Se conoce como pulpo a un animal marino invertebrado, familia de los moluscos, que carece totalmente de esqueleto: tanto interno (como los vertebrados) o externo (como los moluscos, que tienen concha).

Los pulpos constituyen el orden de los octópodos (del griego octó, “ocho”, y podós, “pies”), llamado así porque poseen ocho extremidades móviles con las que pueden nadar, protegerse o capturar a sus presas, ya que el pulpo es un depredador.

Se trata del molusco más inteligente conocido, cuya variedad de especies va desde ejemplares pequeños (menores a 15 cm) hasta ejemplares enormes (algunos pueden rondar los 9 metros).

La conducta del pulpo ha llamado la atención del ser humano desde que fue capaz de explorar la vida submarina, sobre todo por su capacidad mimética, es decir, imitativa.

Las células de la piel del pulpo poseen pigmentos llamados cromatóforos, cuya función es cambiar el color y la apariencia del animal de manera instantánea cuando éste se haya en situaciones de peligro, o para maximizar sus posibilidades en la cacería.

Esta capacidad imitativa puede alcanzar conductas asombrosas, como en el caso del pulpo imitador o Thaumoctopus mimicus.

Características del pulpo

  1. Partes del pulpo

El cuerpo de todo pulpo se divide en tres regiones claramente diferenciadas:

  • Cabeza. En la que se hallan los ojos del pulpo y que contiene su cerebro (un conjunto nervioso) y sus corazones (tres de ellos: dos para llevar sangre a las branquias y respirar, otro para impulsar la sangre oxigenada al resto del cuerpo).
  • Manto. La región difusa que conecta las extremidades a la cabeza, en donde están el resto de las vísceras del animal y de la cual emerge un pico córneo para alimentarse, un sifón con el que expulsar agua para impulsarse y un depósito de orina.
  • Extremidades. Los ocho tentáculos del pulpo son fuertes y musculares, provistos de ventosas en el lado interno y millones de terminaciones sensoriales. Cada tentáculo está conectado al manto y a la cabeza, ya que posee una conexión nerviosa directa con un cerebro muy desarrollado que depende del principal, lo cual le brinda un asombroso control por separado de sus miembros.
  1. Hábitat del pulpo

Pulpo-mar
Los pulpos suelen cambiar su entorno inmediato cada dos o tres semanas.

Los pulpos existen en prácticamente todos los océanos, en especial en arrecifes coralinos y otras regiones que les faciliten el escondite y les brinden un buen flujo de animales más pequeños de los que alimentarse.

Habitan aguas tanto cálidas como templadas, a distintas profundidades y adaptados a distintas estrategias de depredación, aunque suelen cambiar su entorno inmediato cada dos o tres semanas.

La cría de pulpos en cautiverio es difícil y por lo general reduce la expectativa de vida del animal que, por otro lado, es muy bueno escapando en las condiciones más inverosímiles. Por eso suele preferirse otras especies animales para la crianza, como el calamar.

  1. Alimentación del pulpo

pulpo-noche-arena
Se alimentan de peces pequeños, moluscos, crustáceos o algas.

Los pulpos son básicamente omnívoros: pueden comer cualquier cosa, desde peces pequeños, otros moluscos y pequeños crustáceos, hasta algas.

Para ello suelen enredar a su presa en sus tentáculos y llevarla hacia el pico córneo con el que la desgarran. Los pulpos son esencialmente depredadores.

  1. Cerebro del pulpo

Pulpo-violeta-cabeza
Su cerebro es del tamaño de un ave pero opera por “cerebros” menores.

Se sabe que el pulpo es uno de los animales marinos con mayor inteligencia: ya sea para resolver problemas, preparar emboscadas o incluso imitar a otras especies marinas (tanto en su color como en su apariencia y comportamiento) para pasar desapercibido.

Algunas especies de pulpo son capaces de mimetizar hasta 15 diferentes especies, de las cuales saben por la mera observación.

Esto sin embargo no significa que el pulpo posea un gran cerebro. Por el contrario, su cerebro es del tamaño del de un ave, pero opera como un conjunto nervioso a través de “cerebros” menores a cargo del control de cada tentáculo, de modo que el animal completo posee una conexión nerviosa y una capacidad sensorial sorprendentes.

Esto le permite, por ejemplo, realizar varias tareas al mismo tiempo y de manera independiente, o coordinar sus extremidades para realizar una operación compleja de manera simultánea.

El pulpo posee además una visión muy desarrollada, que junto a un asombroso sentido del tacto, le permite tomar decisiones muy inteligentes.

  1. Reproducción

Los pulpos son seres sexuados, es decir, hay machos y hay hembras. Los machos fecundan a las hembras introduciéndoles en su cuerpo el tercer brazo derecho, que no es realmente un tentáculo sino un órgano reproductor llamado hectocotylus con el cual puede introducir en la hembra los espermatóforos que la fecundan.

La hembra entonces podrá retirarse a su cueva y depositar los huevos (unos 150.000) en forma de racimo. Durante el siguiente mes permanecerá allí protegiéndolos, sin alimentarse siquiera, hasta constatar la eclosión y el nacimiento de las crías.

  1. Depredador y presa

pulpo-azul-oscuridad
El pulpo de anillos azules puede matar a un hombre en una hora.

El pulpo es un gran depredador marino pero también es presa del apetito de criaturas marinas de mayor tamaño y peligrosidad como son los peces de gran tamaño, las morenas, las anguilas e incluso los tiburones.

Otros mamíferos marinos, como los delfines, nutrias o focas, hacen del pulpo su alimento. También los humanos pescan pulpos para comerlos.

Entre sus estrategias para evitar ser devorado, el pulpo cuenta con su inteligencia, con su capacidad de disfraz, pero también con depósitos de tinta negra que puede emitir en el agua al sentirse amenazado, oscureciendo los sentidos de su atacante.

Otras especies incluso han desarrollado una mordedura venenosa, como es el caso del género Hapalochlaena, el pulpo de anillos azules cuya mordedura puede matar a un hombre en poco más de una hora.

  1. Mímesis del pulpo

pulpo-mimesis
En un suelo de rocas, el pulpo parecerá rugoso y áspero.

La capacidad de imitación del pulpo se debe a que su piel es un perfecto mecanismo de camuflaje, sensible al entorno y capaz no solo de alterar sus colores y patrones visuales, sino de arrugarse o alisarse y reproducir así la textura del entorno.

En un suelo de rocas, el pulpo parecerá rugoso y áspero, mientras que en una piscina cuadriculada lucirá liso y reproducirá el patrón.

Exactamente como la información visual del entorno es recogida por los ojos del animal y enviada a la piel, que entonces la reproduce, es algo que aún desconcierta a muchos especialistas.

Se sabe, no obstante, que la piel del pulpo posee millones de terminales nerviosas además de los cromatóforos necesarios para cambiar de color.

  1. Pesca del pulpo

pulpo-cocina
Su carne es rica en vitaminas, magnesio, fósforo, potasio.

El pulpo es considerado un manjar en muchas gastronomías costeras y forma parte de numerosos platos en distintas regiones del planeta.

Su pesca por lo general se produce mediante nasas o cajas de rejilla que se introducen en el mar durante la noche y se dejan el tiempo adecuado para que el pulpo se introduzca en ellas. Entonces se cierra la trampilla y se los extrae del agua.

La cocción del pulpo resulta retadora, ya que su carne tiene la tendencia a endurecer y hacerse chiclosa si  no se le cocina de la manera adecuada. Sin embargo, su carne es rica en vitaminas, magnesio, fósforo, potasio y posee un muy bajo índice de colesterol. Sus tentáculos suelen ser el plato fuerte.

  1. El pulpo en la cultura

pulpo-japones

El pulpo es un animal muy presente en la cultura humana y no únicamente como alimento. Se sabe de representaciones pictóricas del pulpo en las antiguas culturas mediterráneas, así como en mitologías propias de pueblos pesqueros, como la hawaiana.

En la cultura moderna el pulpo hace presencia, sobre todo por sus tentáculos, en relatos de exploraciones marítimas como los de Julio Verne en los que el gigantesco Kraken hundía embarcaciones completas que envolvía en sus brazos.

Incluso, en algunas xilografías japonesas del siglo XIX, elaboradas por el artista Katsushika Hokusai, tituladas “El sueño de la esposa del pescador”, los pulpos aparecen teniendo relaciones sexuales con ella.

  1. Evolución del pulpo

Se asume que los pulpos surgieron, junto con los otros cefalópodos (calamares, sepias y nautilos), hace unos 500 millones de años, mucho antes de que las plantas siquiera se trasladaran a la tierra seca.

Así como los calamares (cuyo capuchón es un vestigio evolutivo), estos animales perdieron en el transcurso de los siglos su caparazón inicial de molusco, adaptándose a una vida ágil y rápida fuera de ellos.

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Pulpo". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/pulpo/