10 Características del

Ser Humano

Te explicamos todo sobre el Ser Humano, cómo fue la evolución que lo originó, además de sus características físicas, sociales y culturales.

ser humano
Además de las definiciones biológicas, es difícil responder qué es un ser humano.

El ser humano

Al hablar de seres humanos o simplemente de humanos, nos referimos a nuestra propia especie, llamada científicamente Homo sapiens (en latín: “hombre sabio” u “hombre pensante”). Se clasifica biológicamente en el orden de los primates y la familia de los homínidos. Los seres humanos somos los creadores de la civilización que hoy domina y transforma la Tierra.

Aunque no lo parezca, no es sencillo responder qué cosa es el ser humano. Todo depende del punto de vista. Pueden darse respuestas meramente biológicas, que tienen que ver con el funcionamiento de nuestros cuerpos o con nuestra evolución.

Otras respuestas sobre la naturaleza del ser humano pueden ser del orden psicológico, que atienden a nuestra manera de pensar o al hecho mismo de que pensamos. Las respuestas filosóficas, pueden vincular lo humano con una manera de actuar y de pensarnos a nosotros mismos.

Características del ser humano

  1. ¿Cómo se originó?

No se conoce con exactitud el origen de nuestra especie. Sin embargo, existen diversas teorías.

Hasta el siglo XIX se enfrentaban por un lado la posición religiosa y por otro lado las teorías científicas.

La Iglesia Católica defendía una teoría creacionista, que propone la vida (y por ende al ser humano) como la creación de un Dios.

El ámbito científico, por el contrario, se apoyaba en las ideas de Charles Darwin de 1859, en su ensayo sobre el origen de las especies.

Según esta postura, la humanidad es el fruto de millones de años de evolución de ciertas especies de primates africanos. Esta teoría es actualmente la única comprobable y con un porcentaje de certeza sumamente elevado.

  1. Evolución humana

El ser humano es una especie entre muchas otras de homínidos emparentados con los grandes primates, con quienes compartimos un alto porcentaje de nuestro genoma. Se estima que nuestro primer antecesor fue un tipo de primate arborícola africano que, debido a presiones de selección natural, debió descender de las alturas.

Estar en la llanura del África oriental le exigió aprender a caminar erguido, para poder tener una visión más amplia. Esta postura le permitió liberar sus extremidades superiores y utilizar herramientas poniendo en práctica su intelecto y fabricando herramientas que le hicieran más fácil la vida.

El desarrollo de herramientas comenzó con objetos sin ninguna modificación, piedras filosas o huesos de animales. Más adelante creó sus propios objetos como lanzas para cazar, ropas para vestirse, fuego para cocinar sus alimentos y nutrirse mejor, y un largo etcétera que ocasionó un nuevo modelo de vida, ya reconocible como humano.

Hoy sabemos que somos la única sobreviviente de varias especies humanas ya extintas, como fueron el Homo Erectus (de hace 2 millones de años a 70.000 años atrás), el Homo heidelbergensis (de hace 600.000 años a 200.000 años atrás) o el Homo neanderthalensis (de hace 230.000 años a 28.000 años atrás).

Ampliar: Evolución del Hombre

  1. Historia

La historia de nuestra especie es breve en tiempos planetarios. Inicia en la prehistoria, el período previo a la invención de la escritura, en la que la humanidad primitiva (los llamados cavernícolas, pues vivían en cavernas) se esparció por el mundo entero. Este período se divide usualmente en dos:

  • Paleolítico (“Piedra antigua”), en el que la humanidad era esencialmente nómada y cazadora-recolectora. Se estima su inicio hace 300.000 años.
  • Neolítico (“Piedra nueva”), en el que la humanidad se asienta en los primeros poblados y se produce la primera revolución tecnológica y social, en la que surgió la agricultura, la ganadería y la metalurgia. Este período inicia hace unos 12.000 años y se divide a su vez en la Edad de Cobre, la Edad de Bronce y la Edad de Hierro.

Posteriormente, ya dentro de lo que se considera la Historia, se inicia la Edad Antigua (3.000 a.C. a 476 d.C.). Entonces surgieron las primeras civilizaciones humanas, con organizaciones sociales político-religiosas, que construyeron las primeras grandes ciudades, los primeros monumentos y libraron las primeras guerras.

En Europa, comenzó entonces la Edad Media: un período de 1500 años (siglo V a XV) de dominio de la religión sobre los principales reinos humanos. Se caracterizó por una enorme conflictividad, con guerras largas y sangrientas. El cristianismo y el Islam, sobre todo, se enfrentaron largamente.

Con la Edad Moderna (siglo XV a XVIII), el hombre cambió la fe por la razón como motor de su existencia y el orden feudal del medioevo fue sustituido por una sociedad dirigida por la burguesía, en lugar de por la aristocracia y el clero. La Revolución Científica, junto con el descubrimiento de América, cambió para siempre al mundo.

Finalmente, la Edad Contemporánea, que comprende del siglo XVIII al presente, es la etapa en que más ha cambiado la humanidad y el mundo. La Revolución Industrial terminó de reemplazar el Antiguo Orden por el capitalismo liberal. El avance científico llevó a cruentas guerras pero también a asombrosos descubrimientos.

  1. ¿Qué significa ‘ser humano’?

A lo largo de la historia “ser humano” ha variado mucho de significado, e incluso ha habido poblaciones enteras que no fueron consideras humanas en su momento (y por ende tratadas como animales, o peor). Por eso, actualmente las únicas definiciones de ser humano que pueden incluirnos a todos son las biológicas.

Por otro lado, se ha observado que en todas las culturas, los seres humanos adultos tienen ciertas características en común:

  • Ser consciente de la propia existencia y del propio destino (la muerte).
  • Poseer un lenguaje simbólico y producir signos comunicables con él, para entendernos con nuestros semejantes.
  • Formar parte de una cadena cultural que se transmite de generación en generación y que involucra una idea de pertenencia, identidad, tradición y valores.
  • Poseer la capacidad de raciocinio para formular y responder de una forma u otra diversas preguntas sobre el mundo.
  1. Ética

El ser humano ha construido diversos códigos filosóficos, morales y éticos mediante los cuales regirse, a lo largo de su historia. Estos códigos han sido impartidos por religiones, implantados a la fuerza o construidos en conjunto para dar solución a conflictos que, de otro modo, resultarían sangrientos o innecesariamente largos.

  1. Ser gregario

ser humano familia
Tendemos a vivir en grupos y la familia es el primero de ellos.

El ser humano es un animal gregario, es decir, le gusta vivir entre sus pares. La familia es la unidad básica de la sociedad, mediante la cual se reproduce a sí misma, y es dirigida por los progenitores (padre-madre) o por sustitutos.

Una consecuencia del comportamiento social del hombre fue el desarrollo del lenguaje. Gracias a él el ser humano ha podido comunicarse para llegar a acuerdos, defenderse de otras especies y planificar para el futuro.

  1. Características psicológicas

El ser humano posee la mente más potente del planeta, una herramienta única capaz de diversos modos de pensamiento:

  • Imaginación. Puede vislumbrar eventos, objetos o situaciones mentalmente.
  • Abstracción. Puede pensar en términos amplios y no concretos, crear categorías y clasificar mentalmente objetos reales o imaginarios.
  • Deducción. Puede inferir información a partir de pistas, eventos similares o situaciones vividas, estableciendo relaciones complejas.
  • Creatividad. Puede hallar soluciones novedosas a sus problemas, o modos novedosos de expresarlos.
  • Memoria. Puede recordar una enorme cantidad de eventos vividos o de información aprendida, así como adquirir nueva a lo largo del tiempo de muchos modos.

La mente humana, sin embargo, no es 100% consciente de sí misma. Existen rincones oscuros, que el psicoanálisis bautizó como “el inconsciente”, y en donde se hallan todas nuestras pulsiones más instintivas, nuestros pensamientos intolerables y nuestras fantasías inconfesadas.

  1. Características biológicas

El ser humano es un animal bípedo, con articulaciones superiores útiles, capaz de andar erguido y de pelaje escaso. Posee simetría bilateral y sus órganos reproductores en el medio, entre las piernas.

En su cabeza se hallan los órganos principales de los sentidos, de la comunicación, su vía alimenticia. También en la cabeza, dentro del cráneo, se encuentra el cerebro, el órgano más poderoso en materia de información, capacidad creativa y de razonamiento.

El ser humano es una especie sexuada. Su reproducción implica 9 meses de gestación y el nacimiento de un nuevo individuo dotado de un nuevo e irrepetible genoma, heredado de sus padres. Es un mamífero y un primate.

  1. Características culturales

Nuestra especie es rica en culturas y en tradiciones rituales, sociales y expresivas. Somos los poseedores del lenguaje verbal, una herramienta tan fascinante que nos permite explicar el universo, nombrarlo, relacionarlo y representarlo mediante sonidos y signos que pasar a otros.

Además, somos las únicas criaturas capaces del arte, de la inspiración y las únicas capaces de creer en Dios y de rezar. También las únicas capaces de odio, de avaricia y de egoísmo.

  1. ¿”Hombre” o “Ser humano”?

Antiguamente se empleaba el término “hombre” para referirse al conjunto de la humanidad, pero dada su similitud con el individuo macho de la especie, esto se encuentra en desuso. Hoy en día es preferible y aceptable el uso de “ser humano”, “humanidad” o “humano”, ya que en estos términos se incluyen ambos sexos de la especie.

Referencias:

¿Cómo citar?

"Ser Humano". Autor: Julia Máxima Uriarte. Para: Caracteristicas.co. Última edición: 11 de marzo de 2019. Disponible en: https://www.caracteristicas.co/seres-humanos/. Consultado: 19 de julio de 2019.