10 Características del
Sistema Excretor

Te explicamos qué es el sistema excretor, los órganos que lo componen, sus principales características, funcionamiento y más.

sistema excretor
Este sistema se encarga de filtrar la sangre y retirar las sustancias indeseadas de ella.

¿Qué es el sistema excretor?

Se conoce como sistema excretor o aparato excretor al conjunto de órganos y conductos del cuerpo encargados de la eliminación de los residuos nitrogenados del organismo, cuya acumulación en el mismo constituye un riesgo importante para la salud y que principalmente constituyen la urea (CON2H4), la creatinina (C4H7N3O) y el ácido úrico (C5H4N4O3), ambas expulsadas del organismo a través de la orina.

Para ello este sistema se compone de órganos que filtran la sangre y retiran de ella las sustancias indeseadas, y luego una serie de conductos que los conducen hacia afuera del cuerpo.

Este circuito se integra al cardiovascular y permite la purificación rutinaria de la sangre que será oxigenada en los pulmones y enviada luego al cuerpo entero.

Los fallos del sistema excretor suelen ser evidencia de complicaciones graves y constituyen una causa importante de muerte en el ser humano.

Puede servirte: Aparato digestivo

Características del sistema excretor

  1. Partes del sistema excretor

El sistema excretor se compone fundamentalmente de dos etapas:

  • Órganos de filtrado. Los riñones encargados de filtrar y generar la orina y la vía excretora que recibe la orina para ser expulsada.
  • Conductos de expulsión. La vejiga excretora donde se almacena la orina, los uréteres por donde se expulsa y la uretra u orificio de micción por donde abandona el organismo.
  1. Funciones

Como se ha dicho, el rol esencial del sistema excretor es el filtrado de las sustancias nitrogenadas residuales del metabolismo, para permitir que la sangre cumpla su ciclo lo más libre de impurezas dañinas posible.

Es por ello que este sistema es tan vital: la acumulación de estas sustancias en la sangre conduce a una forma de intoxicación letal.

  1. Los riñones

Los órganos más importantes del aparato urinario son los riñones, que son dos órganos dispuestos simétricamente en torno a la columna vertebral, a la altura del vientre y que pesan unos 140 gramos.

Son estructuras de filtrado irrigadas por la vena renal, donde se albergan los desechos metabólicos y se produce el líquido que los contendrá, la orina.

Aparte de ello, los riñones cumplen funciones metabólicas esenciales, como la secreción de hormonas en las glándulas suprarrenales, ubicadas en tope de cada riñón.

Estos órganos se dividen en tres regiones: corteza, médula y pelvis. Y están rodeados de una fina cápsula de tejido que los protege y aísla.

riñones
Los riñones cumplen funciones metabólicas esenciales.
  1. Fases de formación de la orina

La composición de la orina se da de la siguiente manera:

  • Filtración. Ciertas estructuras renales llamadas glomérulos filtran el contenido nitrogenado de la sangre, impidiendo el paso de células y sustancias más grandes, a modo de tamiz. Cada 24 horas se filtran a través de ellos unos 180 litros de sangre aproximadamente (en ambos riñones).
  • Reabsorción. Muchos de los componentes filtrados vuelven a la sangre antes de que se forme la orina. Así se puede recuperar agua, sales, azúcares y aminoácidos disueltos, que son reaprovechables y cuya eliminación resultaría en mayor desgaste metabólico.
  • Secreción. La orina se forma entonces en los glomérulos, es llevada por la pelvis renal por el uréter hacia la vejiga y allí se almacena. Una vez reunidos unos 250 a 500ml de orina, se inician ciertas contracciones y relajaciones del esfínter que producen el reflejo de la micción. Entonces la orina es liberada por la uretra y se expulsa del cuerpo.
  1. Control de la micción

A pesar de que la micción obedece a un reflejo, puede ser suprimido por un tiempo de manera voluntaria y consciente. Esto es aprendido por el ser humano durante su etapa de control de esfínteres.

La retención excesiva de la orina, sin embargo, conduce a sensaciones dolorosas y desesperantes que, eventualmente, escaparán al control de la conciencia.

  1. Constitución de la orina

Se trata de un líquido acuoso y amarillento, de un olor característico (debido a su composición rica en nitrógenos) y semitransparente. Normalmente un ser humano segrea y explsa 1,4 litros de orina, cuyo contenido es de un 95% de agua, 2% de sales inorgánicas, 3% de úrea y ácido úrico. Puede haber también toxinas de desecho y, en caso de infecciones, glóbulos blancos e incluso bacterias o virus.
El contenido de la orina es a menudo analizado para entender el funcionamiento metabólico del cuerpo.

  1. Los uréteres

Se llama así a los conductos de 21 a 30 cm de largo y unos 3 a 4 milímetros de diámetro, que conducen la orina hacia la vejiga.

Allí terminan en los meatos ureterales, una estructura en forma de válvula que permite el paso del líquido hacia afuera pero no que éste se devuelva por el conducto, manteniendo a los riñones lo más libres posible de la orina.

sistema urinario
Los uréteres conducen la orina hacia la vejiga.
  1. La uretra

Se llama así al conducto que lleva la orina de la vejiga hacia afuera del cuerpo, y es distinto de acuerdo al género masculino o femenino:

  • En la mujer. Es un canal simple, de 3 o 4 cm de largo, casi vertical y pasa por delante de la vagina, donde culmina en la vulva por encima de la entrada de la vagina.
  • En el hombre. Mide de 18 a 20 cm de longitud y es irregular, con formas anchas y delgadas, pasando frente a la próstata, el cuerpo esponjoso y culmina en un esfínter. Este último trayecto cumple no sólo con la función excretora de expulsión de la orina, sino también de emisión del semen durante la reproducción.
  1. Enfermedades

Existen complicaciones y patologías del sistema excretor, que suelen ser atendidas con atención, dada la importancia vital que posee para el organismo. Algunas son:

  • Cistitis. Se llama así a la infección e inflamación crónica o aguda de la vejiga urinaria o los conductos cercanos. Es una enfermedad común, cuya reincidencia puede poner en riesgo estructuras superiores.
  • Cálculo renal. Dado que en los riñones se filtran sales sanguíneas, el exceso o la mala asimilación del calcio y otras sales pueden conducir a la cristalización de las mismas en el interior del riñón, formando así arenillas o, peor, piedras que deben ser expulsadas dolorosamente por el conducto urinario.
  • Insuficiencia renal. La falla del funcionamiento de los riñones que conduce a un filtrado deficiente o irregular, y que puede ser producto de elementos congénitos o de enfermedades adquiridas, o exposición a toxinas violentas. Existe la insuficiencia renal aguda (repentina) o grave (crónica).
  1.  Otras formas de excreción

Existen otras maneras del cuerpo de excretar sustancias nocivas, que no involucran el sistema excretor, como son:

  • La sudoración. A través de las glándulas sudoríparas se emite una sustancia transparente y salina que no sólo humecta y refresca la piel, sino que además sirve para desechar sustancias tóxicas y eliminar residuos de las dinámicas internas.
  • La expectoración. Durante infecciones de las vías respiratorias es común expectorar flema, una sustancia blancuzca, amarillenta o verdosa, densa, que contiene glóbulos blancos y otras sustancias de desecho como forma de combatir la infección.
  • El hígado. El hígado es otro filtro sanguíneo que no conduce al aparato excretor, sino que donde se procesa el excedente de la hemoglobina, liberada por los glóbulos rojos viejos al morir en el bazo. Así se forman dos pigmentos: bilirrubina y biliverdina, que constituyen la bilis, desechada junto con otras grasas y sustancias de desecho durante la defecación.

Ver además: Sistema circulatorio, Sistema nervioso

Cómo citar este contenido:

Citar

Enciclopedia de Características (2017). "Sistema Excretor". Recuperado de: https://www.caracteristicas.co/sistema-excretor/