10 Características del

Veganismo

Te explicamos qué es el veganismo, sus ventajas, desventajas y origen. Además, cómo llevar una dieta vegana saludable.

veganismo
Es una filosofía y conducta alimenticia que rechaza todo producto de origen animal.

¿Qué es el veganismo?

Se conoce como veganismo a una filosofía y conducta alimenticia que rechaza el consumo de alimentos y sustancias de origen animal, es decir, productos de origen animal como carnes, lácteos, huevos y derivados. En lugar de todo ello, se opta por el consumo de vegetales, hortalizas, frutos y semejantes.

El veganismo es un movimiento que en las últimas décadas del siglo XX pasó de ser una filosofía minoritaria, a una bastante común en Occidente. Una de las razones es el surgimiento de denuncias de maltrato y crueldad animal en los mataderos y las granjas de cría intensiva.

Además de ese aspecto moral, su popularidad también esta motivada por la publicación de numerosos estudios médicos y científicos que desaconsejan una dieta cárnica y rica en grasas. Se sostiene que esos alimentos podrían ser responsables de muchas de las enfermedades letales contemporáneas, como el cáncer o la diabetes.

A pesar de nuestra constitución como omnívoros, nuevas perspectivas médicas sostienen que nuestra especie está evolutivamente diseñada para una dieta rica en fibras y en vegetales, más que en carnes y lípidos.

Ver también: Alimentación

Características del veganismo

  1. Origen

A lo largo de la historia, siempre han existido dietas mayor o menor contenido de carne en las distintas sociedades.

En algunos casos el vegetarianismo o algunas de sus variantes han sido considerados como método de purificación del cuerpo.

En otros casos fueron dietas típicas de practicantes religiosos.

Sin embargo, se atribuye la invención del término “vegano”, en 1944, a Donald Watson, el cofundador de la Sociedad Vegana de Inglaterra.

Watson y su Sociedad promovieron esta filosofía en el primer número de The Vegan News. En esta publicación, Watson comparaba la explotación animal con la esclavitud humana. Acusaba además al lactovegetarianismo de colaborar con ese paradigma tan poco ético de alimentación humana.

  1. Tipos de veganismo

Existen tres tipos fundamentales de veganismo, variando en su nivel de compromiso con la salud humana y con el respeto por la dignidad de los demás seres vivos:

  • Veganismo dietético. Se fundamenta en la única razón de la preservación de la salud. Entiende las dietas animales como nocivas, tóxicas, para el bienestar del cuerpo.
  • Veganismo ético. Surge del rechazo a las condiciones indignas en que muchos animales de cría son tratados en granjas y mataderos. Se manifiesta abandonando el consumo de cualquier producto vinculado con dichas industrias: las carnes blancas y rojas, los productos lácteos, los productos de cuero, etc.
  • Veganismo ambientalista. Su principal motivación es el ecologismo y la preservación de la biodiversidad del planeta. Se abandona todo tipo de productos de origen animal, ya sean o no comestibles.
  1. Diferencias con el vegetarianismo

El término “vegano” surgió como producto de la necesidad de distinguirlo del vegetarianismo simple. Este escoge una dieta libre de carnes de todo tipo, pudiendo sin embargo comer productos lácteos, huevos. En algunos casos incluye también pescados y mariscos.

Por el contrario, el veganismo es una variante un poco más extrema o radical, que rechaza todo alimento proveniente de animal, incluyendo huevos, leche, miel, etc.

Antes de la invención de ese término, se les conocía como “vegetarianos totales”. La expresión aludía a que su filosofía no sólo abarca los asuntos alimenticios, sino que impulsa también la fabricación de objetos sin productos animales como materia prima.

Además: Vegetarianismo

  1. ¿Qué comen los veganos?

Los veganos se alimentan mediante exclusivamente de vegetales, es decir, sin incluir absolutamente ningún alimento proveniente del mundo animal. Comen hortalizas, vegetales, frutas, raíces, tubérculos, frutos secos, semillas, cereales, harinas, granos y hongos, en su variedad y diversidad.

  1. Ventajas

veganismo ventajas
Ofrece menor cantidad de colesterol, más vitaminas y mejor digestión.

Entre las ventajas consideradas de una dieta totalmente vegana, se encuentran:

  • Bajos índices de colesterol. Al suprimir totalmente las carnes, el principal ingreso de grasas y lípidos al organismo se elimina y por ende el colesterol (lípidos disueltos en sangre) también. Como consecuencia, disminuyen los riesgos de enfermedades cardíacas o vasculares.
  • Mejor digestión. Se sabe que nuestro organismo digiere mejor las fibras vegetales que las proteínas animales, y le toma mucho menos esfuerzo, tiempo y energía digerir una dieta vegana que una dieta cárnica.
  • Más vitaminas y menos ácido. La dieta vegana se asocia a una piel menos grasa, a un metabolismo abundante en vitaminas y aminoácidos. Por otro lado, el cuerpo conserva menor cantidad de lípidos y acumulaciones de ácido úrico. Sin embargo, esto varía de individuo en individuo.
  1. Desventajas

Como la dieta vegana se enfoca en la sustitución de carnes y lácteos por otros, enfrenta con la dificultad de obtener ciertos nutrientes grasos esenciales. Por ende los veganos deben o bien ingerir suplementos vitamínicos, o bien alimentarse según una dieta bastante rigurosa.

Uno de los nutrientes escasos en esta dieta es la vitamina B12, que se obtiene exclusivamente a través del consumo de animales. Otros nutrientes pueden obtenerse por otras vías, pero con mayor dificultad, como la vitamina D, el calcio, los ácidos grasos omega-3, el yodo, zinc, selenio y hierro.

Por otro lado, a menudo los veganos acuden a alimentos procesados para evadir los cárnicos, como la carne de soja o los vegetales envasados. Estos suelen ser poco saludables o bien producir obesidad, aumento de peso o anemia en el organismo.

  1. Críticas

Algunas críticas al veganismo se deben a sus vínculos con ciertos movimientos pseudoreligiosos o pseudocientíficos. Estos prometen la cura de las enfermedades más crueles con tan sólo una dieta vegana, o que son irresponsables con sus declaraciones, disuadiendo a personas enfermas de recurrir a tratamientos adecuados.

Por otro lado, se considera una dieta vegana como una dieta baja en calorías que puede conducir a la anemia y a la desnutrición. Esta crítica no es acertada en todos los casos. Los peligros de desnutrición dependen del modo específico en que se lleve a cabo dicha dieta, y no del hecho de no comer alimentos de origen animal en sí mismo.

  1. Veganismo y embarazo

No se ha comprobado que el veganismo sea directamente nocivo para el feto. Sin embargo, debe advertirse que muchos nutrientes indispensables para el embarazo deben paliarse con el consumo de suplementos sintéticos.

El problema es que estos suplementos pueden conllevar otras complicaciones. Por eso, ciertas academias de salud del mundo (como la alemana en 2016) se han pronunciado en contra de las dietas veganas durante el embarazo y la lactancia.

  1. Veganos famosos

Entre los famosos veganos, Paul y Linda McCartney fueron particularmente militantes en su veganismo. Además, numerosas celebridades estadounidenses eligieron este modo de vida. Por ejemplo:

  • Pamela Anderson (modelo y actriz)
  • Natalie Portman (actriz)
  • Bryan Adams (músico)
  • Stella McCartney (diseñadora)
  • Cameron Díaz (actriz)
  • Matt Groening (dibujante)
  • Moby (músico)
  • Woody Harrelson (actor)
  1. Una dieta vegana saludable

veganismo proteinas
Los frutos secos, las legumbres y los granos son buenas fuentes de proteínas.

Para poder ser vegano y no padecer las desventajas nutricionales del abandono total de los alimentos animales, se debe tener en cuenta de dónde obtener sus reemplazos nutricionales, por ejemplo:

  • Proteínas. Para obtener proteínas, se puede acudir a las legumbres como soja (también tofu o leche de soja), guisantes, maní, frijoles, garbanzos (como el hummus árabe), o bien a los granos: quínoa, arroz, maíz, cebada y trigo. También se usan los frutos secos (almendras, nueces) o semillas de cáñamo o de girasol.
  • Calcio. La ausencia de alimentos lácteos como el queso y la leche, puede paliarse con leche de soja fortificada (con calcio añadido), las almendras, avellanas, semillas de sésamo, o verduras con bajo contenido de oxalato como el brócoli, así como nabos, coles, espinacas y, sobre todo, deben asegurarse de consumir vitamina D, indispensable para fijar el calcio.
  • Hierro. Indispensable para el transporte de oxígeno, este elemento puede obtenerse de lentejas, melaza negra, quínoa, frijoles y garbanzos. La absorción del hierro puede mejorarse, además, con alimentos ricos en vitamina C como los frutos cítricos o el coliflor, y evitando alimentos ricos en taninos como el cilantro, la cúrcuma, los chiles y el tamarindo.
  • Ácidos grasos esenciales. Al no poder sintetizarse en el cuerpo, estos deben ser consumidos y provienen generalmente de los aceites, como el aceite de chía, de esclárea, de linaza, de camelina, de rosa mosqueta, de soja, de maní o de canola; así como de semillas de chía, nueces, frambuesas o semillas de linaza.
  • Yodo. Abundante en peces y mariscos, es vital para el proceso hormonal del cuerpo, y es escaso en los vegetales. Deberá satisfacerse su necesidad mediante el consumo de sales fortificadas.

Referencias:

¿Cómo citar?

"Veganismo". Autor: Julia Máxima Uriarte. Para: Caracteristicas.co. Última edición: 16 de diciembre de 2018. Disponible en: https://www.caracteristicas.co/veganismo/. Consultado: 23 de mayo de 2019.